martes, 8 de noviembre de 2016

CIUDADES PERDIDAS: CHELYÁBINSK-40 , EL CHERNÓBIL SECRETO (PRIMERA PARTE)

INES son las siglas en inglés de la Escala Internacional de Eventos Nucleares creada por el Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), dependiente a su vez de la ONU, para establecer una clasificación de la gravedad de los accidentes nucleares del mismo modo que para medir la intensidad de los terremotos se emplea la Escala Sismológica de Magnitud de Momento que reemplazó en esta función  a la célebre Escala Richter que casi todos conocemos. La INES está dividida en ocho niveles en función de la gravedad del  incidente nuclear que se trate y de las consecuencias que pueda tener. Así, el Nivel 0 , que recibe también el nombre de Desviación, engloba a  aquellos  incidentes que no tienen consecuencia alguna para la seguridad. A partir de ahí el impacto del accidente va en incremento a medida que subimos los niveles de INES  hasta llegar al Nivel 7  cuando se produce una liberación de material radiactivo que puede poner en peligro tanto la vida de las personas como la salud del entorno natural . En la todavía corta historia del uso de la energía nuclear , la primera central nuclear civil del mundo no comenzó a funcionar  hasta el 26 de abril de 1954 en la ciudad  hoy rusa y entonces soviética de Obninsk , sólo hay dos incidentes que han alcanzado el máximo nivel  de la escala INES y seguro que recordáis ambos porque no se ha dejado de hablar de ellos desde que tuvieron lugar. Uno de ellos  fue el accidente de la Central Nuclear de Chernóbil, en Ucrania, que entonces estaba integrada dentro de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS), que sucedió el 26 de abril de 1986 . En éste accidente nuclear se liberaría una cantidad de material radiactivo que se  estima en quinientas veces al liberado por la bomba atómica de Hiroshima.  Causó  treinta y una muertes directas, obligaría a la evacuación de la cercana ciudad de Pripiat, convertida hoy en una ciudad fantasma, se detectarían niveles anómalos de radiactividad hasta en trece países de Europa y un número de víctimas que es casi imposible determinar ya que los efectos de la radiactividad se pueden manifestar años después en forma de tumores y otras dolencias . Para hacernos una idea de la magnitud del desastre recibieron dosis altas de radiación al menos 600.000 personas implicadas en los trabajos de descontaminación de la central de Chernóbil y cinco millones de personas vivieron en áreas contaminadas después del accidente. 









En este gráfico vemos los ocho niveles, si tenemos en cuenta el Nivel O,  de la Escala INES (Escala Internacional de Accidentes Nucleares) utilizada para establecer la gravedad de un accidente nuclear  . Del Nivel 1 al Nivel 3  vemos que se denominan Incidentes divididos en Anomalía, Incidente e Incidente Importante que tienen en común que el evento no tiene consecuencias en el exterior de la central nuclear, mientras que a partir del Nivel 4 y hasta el Nivel 7 ya tienen la categoría  de accidente que indica que lo que esté sucediendo ya tiene efecto en el exterior en diferentes grados de gravedad, alcanzado su máximo riesgo en el Nivel 7 , Accidente Grave, que , como acabamos de ver, sólo han alcanzado dos accidentes, el de Chernóbil en 1987 y el de Fukushima en 2011.
(Imagen procedente de https://es.wikipedia.org)





El otro accidente nuclear que alcanzaría el Nivel 7 de la escala INES  es mucho más próximo en el tiempo, el que afectó a la Central Nuclear de Fukushima  en Japón como consecuencia del terremoto y posterior tsunami que golpeó Japón el 11 de marzo de 2011. El fallo en la refrigeración de los reactores debido a los efectos del tsunami  sería el origen del recalentamiento de varios de los reactores de la central y de fugas radiactivas  que terminarían forzando a la evacuación de toda la población en un radio de treinta kilómetros . En esta ocasión no hubo muertos producidos directamente por el accidente como en Chernóbil ,aunque el 1 de abril se hallarían los cuerpos de dos trabajadores de la central desaparecidos desde el día del tsunami, aunque se cree que su muerte  fue debida al tsunami y no a la radiactividad de la central. Diez días más tarde, el 11 de abril de 2011, el accidente de Fukushima alcanzaría el Nivel 7 de la escala INES , el mismo del accidente de Chernóbil. Hasta el día de hoy Chernóbil y Fukushima son los dos únicos accidentes nucleares en ser clasificados en el Nivel 7 de la escala INES lo que los convierte en los dos accidentes nucleares más grandes de la historia.   Si bajamos un peldaño en la escala INES hasta el Nivel 6 o de Accidente Importante,  en el que ya se produce una importante liberación de material radiactivo que puede afectar tanto a la vida de las personas como al medio ambiente, nos encontraremos con un único representante   , el denominado Accidente de Kyshtym , que tuvo lugar el 29 de septiembre de 1957 en lo que entonces era la Unión Soviética. Mientras que del accidente de Fukushima teníamos noticias constantes desde el mismo momento en que se produjo y asistimos  casi en directo a su evolución  a lo largo de semanas,  en el caso de Chernóbil las autoridades trataron de mantener oculto el accidente, pero apenas un día después, el 27 de abril del 1986  en Suecia  se encontraron partículas radiactivas en trabajadores de la central nuclear sueca de Forsmark, situada a más de mil kilómetros de Chernóbil. Después de descartar que procediera de su propia central, los científicos suecos consideraron que la radiactividad procedía de algún lugar de Ucrania o Bielorrusia en función de la dirección del viento que había llevado hasta allí la radiactividad. Un día después hubo un primer comunicado soviético admitiendo la existencia del accidente aunque su gravedad   no sería reconocida hasta el 14 de mayo cuando así lo hizo el presidente Mijail Gorbachov (1931) en una declaración  oficial . 







Resultado de imagen de chernobyl mapa extensión radiación
En este mapa podemos ver  la extensión que alcanzó la radiación emitida por la central nuclear de Chernóbil medida en kilobequerels . El bécquerel es una unidad de medida con la que se mide la actividad radiactiva. Como vemos en el mapa la radiactividad no se repartió de manera  uniforme  sino que formó lo que se podría denominar bolsas de radiactividad  en función de las condiciones meteorológicas de cada lugar  si bien las zonas que recibieron una mayor contaminación fueron  por éste orden , Bielorrusia,  Ucrania, donde se hallaba la central nuclear, y Rusia. Aunque el accidente se produjo en la madrugada del 26 de abril no sería hasta el día 28 cuando se produjo el primer comunicado oficial de la Unión Soviética después de que científicos suecos advirtieran el día 27 la presencia de partículas radiactivas que , por la dirección del viento, estimaron que procedía de Ucrania o Bielorrusia.  En aquel comunicado oficial del lunes  28 de abril de 1986 que se dio a conocer en las noticias de la noche de la televisión soviética se informaba que
"Ha ocurrido un accidente en la central de Chernóbil y uno de los reactores resultó dañado . Están tomándose medidas para eliminar las consecuencias  del accidente. Se está asistiendo a las  personas afectadas. Se ha designado una comisión del gobierno"
Eso fue todo. Hubo que esperar hasta el 14 de mayo para que el presidente soviético Mijail Gorbachov hiciera una declaración oficial reconociendo las auténticas dimensiones del accidente de Chernóbil, el más grave, junto a Fukushima, en la todavía corta historia de la energía nuclear
(Imagen procedente de http://sobreelcontinuum.blogspot.com.es/ )





Pero estas poco más de dos semanas de tardanza en reconocer el accidente no serían nada en comparación con el accidente de Kyshtym que se mantendría en secreto hasta el año 1980 (o 1976 según las fuentes que se consulten)  cuando el biólogo y disidente soviético Jaurès Medvedev (1925) reveló lo que había sucedido en septiembre de 1957 y que en aquel momento era el accidente nuclear más grave y de mayores dimensiones de la historia y todavía hoy sigue siendo el tercero , sólo por detrás de Chernóbil y Fukushima. Más de dos décadas de silencio  que ocultaban no sólo un accidente y sus consecuencias  sino también la propia existencia de la población más afectada por aquel desastre nuclear. A estas alturas se preguntará el lector la razón por que he incluido esta historia dentro de la serie dedicada a las ciudades perdidas  del Mentidero y es que la ciudad que sufriría más directamente las consecuencias del llamado Accidente de  Kyshtym no era la ciudad de Kyshtym, sino otra población  que sería inútil buscar en los mapas de la época porque formaba parte de una serie de poblaciones  soviéticas  conocidas como Ciudades Secretas o Ciudades Cerradas .Si en otros artículos de esta serie las protagonistas han sido ciudades que por una u otra razón quedaron deshabitadas y olvidadas en este caso, excepto para las autoridades soviéticas y para sus propios habitantes,  estuvo perdida desde el mismo momento de su fundación e incluso su nombre ha cambiado en varias ocasiones a lo largo de su corta historia. Pero ¿qué eran las Ciudades Secretas? Aunque, en realidad, la pregunta apropiada sería ¿qué son? porque todavía hoy siguen existiendo en Rusia. Para conoce su origen  tenemos que viajar hasta la segunda mitad de la década de 1940, justo después del final de la Segunda Guerra Mundial .  Estados Unidos había demostrado ante los ojos del todo el mundo la capacidad destructiva de la bomba atómica después de su uso  sobre las ciudades japonesas  Hiroshima el 6 de agosto de 1945 y sobre Nagasaki tres días más tarde, el 9 de agosto. Era la culminación del Proyecto Manhattan, nombre con el que se había  bautizado el programa nuclear estadounidense  y que competía con otros dos programas nucleares, el impulsado por la Alemania nazi, con el nombre de Proyecto Uranio , y el de la Unión Soviética, la Operación Borodino, aunque éste último más que un proyecto propio se basaba en apoderarse de los avances realizados por los científicos nazis  en su programa nuclear a medida que las tropas soviéticas iban avanzando en el frente Oriental. 








File:Richland Washington.jpg

Richland no era más que una pequeña población del estado de Washington  fundada en 1910 y  que contaba apenas con trescientos habitantes en el verano de 1943.  Pero entonces  el ejército de Estados Unidos compró un territorio de alrededor de 1600 kilómetros cuadrados de superficie a orillas del río Columbia, justo en  las tierras donde se encontraban  Richland y otras dos pequeñas poblaciones, Hanford y White  Bluffs que fueron desalojadas y reasentadas fuera del territorio que ahora era propiedad del ejército estadounidense, donde e construirían las instalaciones necesarias para la producción de uranio y plutonio precisos para la fabricación de las primeras bombas atómicas diseñadas dentro del Proyecto Manhattan. Los administradores , ingenieros y  trabajadores participantes en el proyecto fueron asentados  en Richland Village  donde se construyeron  viviendas para albergarlos a todos ellos como las que veis en la imagen sobre estas líneas en una fotografía tomada en los primeros meses de vida de la nueva ciudad  . A finales de la Segunda Guerra Mundial ya vivían aquí 25.000 personas y funcionaba como las futuras ciudades cerradas soviéticas que la tomarían como modelo
(Imagen procedente de https://es.wikipedia.org )






Ya en otoño de 1942 se hizo patente la necesidad de unir  los esfuerzos de todos los  equipos implicados en el programa nuclear y que en ese momento se hallaban repartidos por diferentes universidades norteamericanas, con el objetivo de que trabajaran juntos en un único laboratorio. Pero la máxima  prioridad era producir el suficiente uranio y plutonio para fabricar las bombas atómicas y para ello  primero debían  buscar lugares donde establecer  grandes  complejos industriales en los que producir el uranio y el plutonio. Ese fue el encargo que recibió el teniente general Leslie Richard Groves Jr (1896 -1970) que se puso en contacto con la empresa química Dupont Company, creadora de materiales como el nylon, la licra o el neopreno, para que fuese  la encargada de construir una planta de fabricación de plutonio. Los ingenieros de Dupont establecieron una serie de requisitos que debería reunir el lugar elegido para la construcción de ésta planta, como que se ubicara en un terreno aislado y con una gran disponibilidad de espacio , que no hubiera localidades habitadas con más de mil personas en un radio de alrededor de treinta kilómetros, que tampoco hubiera carreteras o líneas de ferrocarril cercanas y  que dispusiera de un suministro abundante de agua. Uno de los lugares elegidos se hallaba a orillas del río Columbia en el estado de Washington y fue allí donde en marzo de 1943 se inició la construcción de un complejo de producción nuclear ,  aunque antes hubo que evacuar y reasentar  a unas mil quinientas personas que habitaban en las pequeñas localidades de Handford , White Bluffs y Richland situadas en aquel terreno. Un año más tarde Hanford llegaría a albergar a casi cuarenta y cinco mil trabajadores implicados en la construcción del complejo nuclear  además de los administradores e ingenieros del proyecto que habitaban en otra población construida para albergarlos a ellos y a sus familias a la que se dio el nombre de Richland Village.  Hanford y  Richland Village eran en aquel momento enclaves secretos dedicados al desarrollo del programa nuclear estadounidense . 








Map of Hanford

En este mapa podéis ver en grande la distribución de los diferentes reactores e instalaciones de Hanford Site a lo largo del curso del río Columbia y en la parte inferior , donde pone Área 300, veis la situación de Richland donde se hallaban las viviendas de todos los implicados en el proyecto. En la esquina superior izquierda  podéis ver  la localización en el mapa de Hanford, casi en la frontera entre los estados de Washington y Oregón.  Aquí se hallaba el Reactor B, el primero en el mundo en producir plutonio a gran escala para la fabricación de bombas atómicas . Durante muchos años hubo problemas con los residuos nucleares generados durante la vida útil de los reactores de Hanford y hoy forma parte del Parque Histórico Nacional del Proyecto Manhattan
(Imagen procedente de http://www.hanford.gov/ )





La idea de crear enclaves secretos para el desarrollo de programas militares y la producción  de armas nucleares o de otro material bélico , inspirarían  a los soviéticos  después del final de la Segunda Guerra Mundial la construcción de las Ciudades Secretas o Ciudades Cerradas, aunque también fueron llamadas Buzones Postales ya que se las asignaba el código postal de otra ciudad próxima a ellas donde se recibía el correo que en realidad iba destinado a los habitantes de estas ciudades, de forma que no se pudiera establecer su ubicación. De ésta  manera comenzó la construcción de ciudades secretas  donde se establecerían centros de investigación nuclear, astilleros de submarinos, fábricas de tanques o de aviones militares  y de todos aquellos elementos claves para  el desarrollo de la estructura militar soviética . Copiando los planteamientos de los estadounidenses para la construcción de Hanford, los soviéticos buscaron emplazamientos remotos en Siberia o en la zona de los Montes Urales ,no sólo para que no fuera fácilmente accesibles a quien tratara de entrar en ellas por tierra  sino para que estuvieran fuera del alcance de posibles bombardeos de una potencia extranjera. También se buscaba que  tuvieran cerca ríos o lagos que garantizaran el suministro de agua tanto para la población que tenía que vivir en ellas como , en el caso de las destinadas a albergar plantas  nucleares, para la imprescindible refrigeración de los reactores nucleares. Las personas que fueran a vivir en estos lugares  tendrían que someterse a una amplia serie de restricciones. En primer lugar debían recibir el visto bueno de la NKVD (siglas rusas  para el Comisariado del Pueblo para  Asuntos Internos) , creada en 1934 como un cuerpo de seguridad del estado dedicada tanto a cuestiones policiales, como de espionaje y como instrumento de represión política, predecesora de la célebre KGB (siglas de Comité para la Seguridad del Estado) que la reemplazó en sus funciones en  1954. Una vez recibida la autorización de la NKVD los residentes de las ciudades secretas necesitaban de permisos especiales concedidos por esta misma agencia para salir de las ciudades y regresar a ellas . Dado el carácter secreto de estas ciudades esos permisos eran raramente autorizados. También tenían restringido  cualquier tipo de contacto o comunicación con  personas que visitaran la ciudad  y, por supuesto, el acceso a ellas estaba rigurosamente prohibido a cualquier ciudadano extranjero. 








Resultado de imagen de Krai de Krasnoyarsk map
Os incluyo este mapa para que veáis la situación de la región de Krasnoyarsk , la segunda más grande en superficie de Rusia, con sus 2.339.700 kilómetros cuadrados de superficie (más de cuatro veces la superficie de España)  aunque habitada por menos de tres millones de habitantes . En ella se encontraba la ciudad secreta de Krasnoyarsk-45, un poco más abajo de donde veis la capital de la región, llamada precisamente Krasnoyarsk. Hoy tiene el nombre de Zelenogorsk
(Imagen procedente de neakoinonia2.blogspot.com )




Resultado de imagen de Krasnoyarsk-45.
Fotografía actual de Zelenogorsk  que siguen siendo una ciudad cerrada aunque ya sepamos donde se encuentra en los mapas. Se estima que hoy existen en Rusia cuarenta y cuatro ciudades de estas características que suman más de un millón de personas que viven en cierto modo aisladas y separadas de resto de la población rusa.  Estas cuarenta y cuatro ciudades se hallan encuadradas dentro  de la denominada División Administrativa  Territorial Cerrada (ZATO por sus siglas en ruso) de las que treinta y tres de ellas se encuentran  bajo el control directo del Ministerio de Defensa  ,  otra más , Baikonur, también llamada la Ciudad de las Estrellas , está bajo la autoridad de la Agencia Espacial Federal Rusa, y las diez restantes de la empresa pública rusa Rosatom (Corporación Estatal de Energía Nuclear)
(Imagen procedente de http://1line.info/)



El perímetro de algunas de ellas se encontraba rodeado por cercados  y vallas electrificadas y custodiadas por el Ejército Rojo  que casi convertían a esas ciudades en gigantescos campos de trabajo que además añadían a todo esto otra singularidad . No figuraban en los mapas, eran ciudades fantasmas en todo el sentido de la palabra y  sus habitantes aparecían registrados no en una calle de la ciudad que habitaban sino de la ciudad más cercana que apareciera en los mapas. Visto así no parece un lugar atractivo para irse a vivir, pero  las autoridades soviéticas  ofrecían a los que quisieran someterse a esas restricciones una  serie de privilegios que les permitía disfrutar de un bienestar desconocido por el resto de ciudadanos soviéticos, privilegios  que iban desde sueldos más altos a supermercados abastecidos con toda clase de productos. Así nacieron ciudades como Krasnoyarsk-45 (el número , como hemos visto antes, hacía referencia al código postal de la ciudad más cercana donde era enviado el correo de sus habitantes) Situada en el Krai de Krasnoyarsk (krai es una división administrativa territorial que podría traducirse como región) , que es la segunda región más grande de la actual Rusia con 2.366.000 kilómetros cuadrados (más de cuatro veces la superficie de España por poner un ejemplo) y localizada en Siberia.  atravesándola de norte a sur  a lo largo de tres mil kilómetros. Fue aquí donde en 1956 se fundó Krasnoyarsk-45 a orillas del río Kan,  afluente del más importante de los ríos siberianos, el Yenisei , cumpliendo así con una de los requisitos de estas ciudades, disponer de un suministro abundante de agua para la población y , sobre todo, para la refrigeración de los reactores nucleares, y es que  junto a Krasnoyarsk-45  se construiría una planta para la producción de uranio enriquecido. Otro denominar en común con el resto de ciudades secretas es que Krasnoyarsk-45 , no aparecía en los mapas y sus habitantes tenían restringidas las salidas de la ciudad . Y así se mantuvo durante décadas, hasta que coincidiendo con la disolución de la URSS en diciembre de 1991 salió a la luz su existencia. Tres años más tarde ,en 1994  , Krasnoyarsk-45 adoptó su nombre actual , Zelenogorsk,  ocupando ya  un espacio en los mapas aunque todavía mantenía la restricción de entradas y salidas .Según los últimos datos de población viven en ella actualmente unas sesenta y ocho mil personas.








A-4
Imagen de una prueba en octubre de 1947  con un misil balístico A4 en el polígono de lanzamiento de cohetes de Kapustin Yar  que había sido creado para realizar este tipo de pruebas el 13 de mayo de 1946 y alrededor del cual nacería en 1949 la ciudad secreta o cerrada de Známensk para convertirse en el lugar de residencia de todos los trabajadores y científicos implicados en los proyectos que se desarrollaban en Kapustin Yar , donde se llegaron a realizar hasta cinco ensayos nucleares entre los años 1957 y 1961
(Imagen procedente de http://www.russianspaceweb.com/ )




En este mapa podéis ver coloreado en rojo junto al Mar Caspio  la situación del Oblast de Astracán (Oblast es el nombre ruso para denominar una de sus divisiones territoriales equivalente a una región) Es aquí donde se encuentra la ciudad cerrada de Známensk y el cosmódromo de Kapustin Yar
(Imagen procedente de https://en.wikipedia.org )





Otra de las ciudades cerradas que perduran hasta hoy es la de Známensk, situada en el Oblast de Astracán (Oblast es otro término ruso para designar una división territorial que también se puede traducir como región al igual que Krai) a orillas del río Ajtuba, afluente del río Volga. Fue fundada en 1948 , dos años después de que se inaugurara en ese mismo lugar el 13 de mayo de 1946  el polígono de lanzamiento de cohetes de Kapustin Yar, donde en esos años se ensayaría con la tecnología arrebatada a los nazis , entre ellas las célebres V-1 y V-2, los primeros misiles guiados producidos durante la Segunda Guerra Mundial  . Alrededor del polígono nacería el asentamiento de Známensk en  1948 y en la década de los años cincuenta  sería el escenario de varios ensayos nucleares. Hoy sigue siendo una ciudad cerrada  y su población se estima que  está alrededor de los treinta mil habitantes . Un año después de la fundación de Známensk, el 29 de marzo de 1949, se fundaba la ciudad cerrada de Pyaty Pochtovy,  una vez más a orillas de un río, el río Tom, afluente de uno de los principales cursos fluviales de Siberia, el río Obi, y a unos quince kilómetros de la ciudad siberiana de Tomsk. La ciudad sería rebautizada en 1954 con el nombre de Tomsk-7 cuando se estableció en ella la sede del Grupo Siberiano de Empresas Químicas instalándose en ella varios reactores nucleares para procesar  enriquecer plutonio y uranio. Después de la disolución de la Unión Soviética volvería a ser rebautizada en 1992,cuando el presidente ruso Boris Yeltsin(1931-2007) autorizó a las ciudades secretas a recuperar sus nombres históricos en el caso de que los tuvieran, con el nombre de Séversk,  que conserva hasta el día de hoy.  Se estima  que  viven en ella alrededor de 108.000 personas según datos del año 2010  pero ya sin la presencia de los reactores nucleares que han sido cerrados  después de haber sufrido el 6 de abril de 1993 el mayor accidente nuclear de Rusia después del de Chernóbil , contaminando alrededor de mil kilómetros cuadrados de superficie  debido a una  nube de gas radiactivo producida por la explosión de un depósito que contenía residuos nucleares en estado líquido procedentes de los reactores nucleares de Séversk. 






Our Fiend The Atom: INES Rates The Worst Nuclear Accidents
En esta triple imagen podéis ver en la parte superior la situación de la ciudad secreta de Tomsk-7 , que hoy tiene el nombre de Séversk . A la izquierda una señal de advertencia de peligro radiactivo y en la parte inferior una imagen supuestamente tomada (no tengo la certeza de que sea así)  cuando tuvo lugar el accidente nuclear del 6 de abril de 1993 , el segundo en importancia en la historia de Rusia  después del de Chernóbil
(Imagen procedente de http://webecoist.momtastic.com/)





Fotografía de la entrada principal de Séversk  que , como las demás ciudades cerradas tienen el acceso a su interior restringido y sólo se puede entrar en ellas mediante un permiso especial en el caso de los rusos y está prohibido a los extranjeros . En un reportaje de la agencia española EFE se recogían las palabras   de Nadezhda Osmolóvskaya, una mujer que durante tres décadas vivió  en la ciudad  de Kronstadt , en la isla de Kotlin, situada en el Golfo de Finlandia y una de las ciudades secretas soviéticas que fue base militar de los submarinos soviéticos y hoy es el principal puerto de la ciudad de San Petersburgo de la que dista treinta kilómetros.  Sobre su experiencia como residente de una ciudad cerrada Nadezhda explicaba que :
"Vivir en una ciudad cerrada era un privilegio . Todos nos envidiaban . Nadie quería que abrieran la isla cuando cayó la URSS .Viví en Kronstadt desde 1976  hasta hace muy poco. Trabajaba como profesora de geografía en una escuela. En cuanto abrieron la isla, se llenó de delincuentes"
Uno de los  privilegios de los habitantes de las ciudades cerradas, hoy englobadas dentro del ZATO, están sus bajos niveles de delincuencia además de un nivel de vida por encima de la media del resto del país
(Imagen procedente de https://es.wikipedia.org )



La lista  de ciudades cerradas  prosigue con poblaciones como Lénoi situada, como todas ellas, a orillas de un río , el Tura, y  al este de los Urales, en Rusia Central ,a unos 250 kilómetros de la ciudad de Ekaterimburgo , capital del Oblast de Sverdlovsk. En 1947 recibió el nombre de Planta 418 pues era precisamente una planta para la producción de uranio enriquecido destinado a la fabricación de armamento nuclear con el que la Unión Soviética  esperaba rivalizar con Estados Unidos durante la denominada Guerra Fría. Fue en 1954 cuando se convirtió en una ciudad secreta adoptando el nombre de Sverdlovsk-44, y al igual que otras ciudades de la misma naturaleza no aparecía en los mapas. Así se mantuvo hasta el año 1992 cuando, como ya sabemos, el presidente de Rusia Boris Yeltsin sacó a la luz muchas de estas ciudades cuyos nombres comenzaron a aparecer en los mapas y en el caso de Sverdlovsk-44 volvió a cambiar de nombre tomando el de Lénoi que sigue llevando hoy ,viviendo en ella alrededor de cincuenta mil personas.  En la misma región u Oblast de Sverdlovsk encontramos otra de las ciudades cerradas de la antigua Unión Soviética, Novouralsk , que fue fundada durante la Segunda Guerra Mundial  y no fue hasta 1954 cuando adquirió su nombre secreto de Sverdlovsk-45 . dedicándose también  al enriquecimiento de uranio . Sería en 1994 cuando  adoptó su actual nombre de Novouralsk   y hoy viven en ella más de ochenta mil personas . Y así podría seguir con decenas de ciudades, pues se estima que llegaron a existir más de medio centenar de ciudades cerradas, secretas o fantasmas, como las queráis denominar, todas ellas aisladas, de acceso restringido , vedadas a extranjeros y desaparecidas de los mapas. Todavía hoy muchas de ellas siguen conservando algunas de sus características como ciudades cerradas y aunque aparezcan en los mapas y ya no tengan un nombre secreto su acceso sigue restringido y son necesarios permisos especiales para entrar en ellas.  Y es una de estas ciudades cerradas, perdidas en los mapas, la que será la protagonista de la mayor catástrofe nuclear que había conocido la humanidad hasta el accidente de Chernóbil en 1987. Se llamaba Chelyábinsk-40  y hoy figura en los mapas con el nombre de Oziorsk . Ella será la protagonista absoluta de la segunda parte de esta historia. 


Enlace con la segunda parte de  Chelyábinsk-40, el Chernóbil secreto
http://chrismielost.blogspot.com.es/2016/12/ciudades-perdidas-chelyabinsk-40-el.html



El Mentidero de Mielost en Facebook :
 https://www.facebook.com/ElMentideroDeMielost
Famosos