miércoles, 5 de octubre de 2016

VLAD III TEPES , EL HIJO DEL DRAGÓN (TERCERA PARTE)

Detuve el relato en la segunda parte de ésta historia  después de haber asistido a la derrota de los cruzados cristianos en la batalla de Nicópolis el 25 de septiembre de 1396 frente a las tropas del sultán Bayaceto I (1360-1403) que  daba vía libre a las tropas otomanas hacia el corazón de Europa , aunque las fuertes bajas sufridas también por los otomanos unido a un inoportuno ataque de gota de Bayaceto, hizo que regresara al lado asiático de su Imperio. Vimos como  seis años más tarde,  el imparable ejército mongol de Tamerlán (1336-1405), que en apenas tres décadas había levantado un Imperio que extendía sus fronteras desde el norte de la India hasta Armenia, destrozaba a las fuerzas otomanas en la batalla de Ankara el 20 de julio de 1402 , capturando al propio Bayaceto I y a uno de sus hijos. El sultán moría un año después en el cautiverio mientras que el Imperio Otomano entraba en un período de caos por la lucha por el poder entre los diferentes candidatos a convertirse en el nuevo sultán, que hoy conocemos como el Interregno Otomano. En 1405 fallecía Tamerlán cuando se disponía a emprender la conquista de China y su Imperio se desintegró todavía con mayor rapidez que con la que había sido creado, lo que significó un respiro para el Imperio Otomano cuyos dominios habían quedado reducidos a sus territorios europeos. En 1413 uno de los hijos de Bayaceto I,  Mehmet I (1381-1421) lograba hacerse definitivamente con las riendas del poder e iniciaba la reconquista de lo perdido después de la derrota frente a Tamerlán. Recupera los territorios de Asia Menor, lo que hoy es Turquía, y a continuación impulsó de nuevo el avance otomano en los territorios europeos. El primero en sufrir las consecuencias de la recuperación otomana fue el Principado de Valaquia, que bajo el voivoda Mircea Cel Batran, nombre eslavo de Mircea el Viejo (1355-1418), había alcanzado su máxima extensión abarcando 125.000 kilómetros cuadros  llevando sus fronteras hasta el sur del Danubio e incorporando el antiguo territorio búlgaro del Despotado de Dobruja. Pero el ímpetu de Mehmet I hizo que todas estas conquistas se perdieran y Valaquia tuvo que replegarse a sus fronteras anteriores a la derrota de Bayaceto I. 





II. Murat.jpg
Después de la muerte de su padre , el sultán Mehmet I , el  26 de mayo de 1421 sería su hijo Murad quien le sucedería al frente del Imperio con el nombre de Murad II (1404-1451). Tenía sólo dieciséis años y  casi de inmediato tuvo que hacer frente a una insurrección liderada por Mustafa Celebi (1393-1422), el hijo que había sido capturado por los mongoles de Tamerlán  junto a su padre Bayaceto I en la batalla de Ankara de 1402. Tras la muerte de Bayaceto en 1403 él siguió cautivo en  Samarcanda, capital del Imperio de Tamerlán, hasta que fue liberado en 1405 coincidiendo con la muerte del imperio mongol.  Regresó al Imperio Otomano  y se rebeló contra su hermano Mehmet I después de que le exigiera dividir el Imperio con él.  Mehmet lo derrotó y Mustafa Celebi buscó refugio en la ciudad de Tesalónica, todavía bajo soberanía del Imperio Bizantino donde recibió la protección del emperador bizantino Manuel II Paleólogo ( 1350-1425). Será el emperador bizantino el que le apoye de nuevo tras la muerte de Mehmet I para disputar el trono a su sobrino Murad II, con la promesa de que si conseguía convertirse en sultán  Mustafa Celebi entregaría al Imperio Bizantino una serie de ciudades importantes. La campaña de Mustafa Celebi comenzó bien ocupó la zona europea  y después cruzo el estrecho de los Dardanelos para  conquistar la parte asiática del I`pero Murad II mostró , a pesar de su juventud, grandes dotes como líder y finalmente se impondría a Mustafa que fue capturado y ahorcado en 1422. En castigo Murad II puso sitio a Constantinopla por el apoyo prestado a la rebelión, pero Manuel II volvió a apoyar otra nueva rebelión de un hermano pequeño del sultán, Kuçuk Mustafa (1409-1422), de apenas trece años de edad. Murad volvió a sofocar la rebelión y ejecutó a su hermano pequeño
(Imagen procedente de https://en.wikipedia.org )
Conocimos también la importancia estratégica de Valaquia, que tenía como fronteras naturales el río Danubio al sur que la separaba de los territorios que ahora controlaba el Imperio Otomano, y al norte los Alpes de Transilvania, también llamados Cárpatos Meridionales, que la separaban del voivodato de Transilvania, un estado vasallo del reino de Hungría. Valaquia custodiaba dos pasos montañosos , el de Roten-Turm  y el Paso de Predeal, que  permitían salvar el obstáculo de los Alpes de Transilvania y entrar en el voivodato de Transilvania y desde allí quedaba franco el camino al reino de Hungría y el resto de Europa. Por eso el control de Valaquia era clave tanto para el rey de Hungría y Croacia,  Segismundo de Luxemburgo (1368-1437) , como para el sultán del Imperio Otomano, pues dominar Valaquia era disponer de las llaves de la puerta que daba acceso a Europa. De ahí que ambas potencias intervinieran , cada una por su lado, en la política interna del principado  apoyando a voivodas que fueran afines a sus intereses lo que convertía el puesto de voivoda de Valaquia en una silla caliente que amenazaba con quemar a quien se sentara en él. Tras la muerte de Mircea I el Viejo el 31 de enero de 1418 asistimos a la sucesión de su hijo Miguel I (fecha desconocida - 1420) , aliado con el rey húngaro para detener el avance otomano . Sin embargo , Mehmet I había conseguido derrotar a las tropas valacas en 1419 forzando  a Miguel I  a pagarle un tributo, si bien luego Miguel I incumplió el compromiso . El sultán reaccionó apoyando como candidato a ocupar el puesto de voivoda de Valaquia a una persona  afín a sus intereses, Dan II (fecha desconocida -1432), que lo había sido entre 1383 y 1386, hijo del que fuera voivoda entre 1383 y 1386  Dan I(fecha desconocida -1386), que a su vez era hermano de Mircea I el Viejo, por lo que Miguel I y Dan II eran primos .  Con el apoyo de las tropas turcas  Dan II se impondrá a Miguel I y sus aliados en una batalla librada en el verano de 1420 ,donde Miguel I encontrará la muerte. Ese mismo año fallecía el sultán Mehmet I el 26 de mayo de 1421 y le sucedía su hijo Murad II (1404-1451) que tendrá que hacer frente a dos candidatos apoyados por el gobierno bizantino de Constantinopla, casi lo único que quedaba del antiguo Imperio Bizantino. Uno de ellos fue su hermano pequeño  al que finalmente capturó y ordenó ejecutar y a continuación, para castigar las conspiraciones  de Constantinopla, asedió la capital bizantina. 





Esta era la extensión que tenía el Imperio Bizantino a comienzos del siglo XV, apenas un pequeño territorio alrededor de Constantinopla , Tesalónica (Salónica en el mapa)   y en´la península del Peloponeso. Durante el gobierno del emperador Manuel II Paleólogo entre 1391 y 1425 , sacó provecho de la derrota de Bayaceto I en 1402 ante las tropas de Tamerlán y el caos en el  que se vio sumido el Imperio Otomano en los años siguientes debido a la guerra por el trono que mantuvieron varios de los hijos de Bayaceto I. El emperador llegó a un acuerdo con uno de los hermanos, llamado Solimán Celebi (1377-1411)  que a cambio del apoyo bizantino  además del de Venecia y Génova, se comprometió a liberar a Bizancio del tributo que tenía que pagar  al Imperio Otomano  y además le devolvió la ciudad de Tesalónica y una parte de territorio costero en el Mar Negro cerca de Constantinopla.  Era un buen acuerdo pero que quedó en el aire cuando Solimán murió asesinado en 1411   por orden de su hermano Musa que anuló el acuerdo con Bizancio.  Entonces Manuel II  estableció un nuevo acuerdo con otro de los hermanos, el futuro Mehmet I, que al obtener la victoria respetó lo acordado con Bizancio hasta su muerte en 1421 lo que ayudó a dilatar un poco más la larga agonía de Constantinopla. Pero con la llegada de Murad II  y las rebeliones alentadas por Manuel II éste acuerdo quedó roto y de nuevo los restos del Imperio Bizantino se hallaban en peligro.    
entre (Imagen procedente de https://es.wikipedia.org )






Entre tanto en Valaquia se iban alternando en el poder Dan II, apoyado inicialmente por los turcos para destronar a Miguel I aunque luego los combatiría,  con Radu II de Valaquia (fechas desconocidas), apodado Praznaglava que he encontrado traducido como "el calvo" o también como "el cabeza hueca", uno de los hijos ilegítimos de Mircea I el Viejo. , que contaba con el apoyo de una de las poderosas ciudades alemanas de Transilvania, Kronstadt. Desde 1420 hasta 1427 ambos se irán alternando  en el puesto de voivoda , hasta que en 1427 Dan II se impone definitivamente , al parecer gracias al apoyo de tropas húngaras enviadas por Segismundo de Luxemburgo, y Radu II desaparece de las crónicas por lo que es probable que Dan II le diera muerte durante la batalla o lo ejecutara después , pero los datos sobre estos años son pocos . Lo único que conocemos con certeza es que a partir de 1427 Dan II controlaba el principado . Dan II, a pesar del apoyo inicial de los otomanos , era ahora un aliado de Hungría y apoyó a Segismundo en una campaña militar para hacerse con varias fortalezas otomanas en el Danubio pero los húngaros fueron derrotados por los turcos y se retiraron a Hungría y  Dan II, ante la perspectiva de ser invadido por los otomanos  como castigo por su apoyo al rey húngaro, decidió pagar tributo al sultán lo que hizo que Segismundo desconfiara de él como aliado al igual que ya desconfiaban de su lealtad los otomanos pues ya se había vuelto contra ellos.  No era un gobernante fiable ni para húngaros ni para otomanos, por lo que ambos tratarían de derrocarlo y poner en su lugar un voivoda del que se pudieran fiar.  Pero ahora dejaremos por un momento el Principado de Valaquia para echar un vistazo a lo que sucede en la corte del rey de Hungría, Segismundo de Luxemburgo. En  1401 había tenido que hacer frente a un intento de destronarlo por parte de nobles húngaros descontentos , recordemos que en el pasado  ya tuvo que librar una guerra civil contra aquellos nobles que le consideraban un extranjero que no tenía derecho a gobernar Hungría. Y de nuevo se produjo otro intento de destronarlo en 1403, con una facción de nobles húngaros que apoyaba la candidatura al trono de Ladislao I de Nápoles (1376-1414), emparentando con el anterior rey húngaro y suegro de Segismundo, Luis I (1326-1382) en lo que fundamentaba sus aspiraciones al trono húngaro. 





Resultado de imagen de orden del dragón
En estas imágenes  podéis ver en la parte superior derecha el escudo de la Orden de San Jorge, antecedente de la Orden del Dragón, que fue creada por el rey húngaro Carlos I (1288-1342), según este gráfico en 1318 aunque en otras fuentes he encontrado el año 1326. Luego tenemos más a la izquierda al emperador Segismundo de Luxemburgo, que siendo rey de Hungría y Croacia fundaba en 1408 la Orden del Dragón con el escudo que veis justo a su lado a la derecha , un dragón con la cruz de San Jorge sobre su lomo . Vemos también varios sellos de la Orden del Dragón  así como dos retratos de dos de sus miembros, el protagonista de ésta historia, el voivoda de Valaquia Vlad III Tepes (1431-1476) y el poeta, compositor y diplomático Oswald von Wolkenstein (hacia 1376-1445). En los estatutos de la Orden, a la que pertenecerían  Vlad II y su hijo Vlad III como acabamos de ver y que sería el origen de su sobrenombre de Dracul (Dragón)  se establecía lo siguiente sobre sus símbolos
"Nosotros y los fieles barones y magnates de nuestro reino portaremos y cargaremos y elegiremos y acordaremos  portar y cargar a modo de sociedad, el signo o la efigie del dragón inscrita dentro de un círculo , con la cola enroscada  al cuello, dividido en el centro por su espalda a lo largo de todo su cuerpo, desde el extremo de su cabeza hasta el extremo de su cola, formando con sangre una cruz roja que fluye hacia fuera, al interior de la hendidura a través de una grieta blanca , no manchada de sangre , del mismo modo que aquellos que luchan bajo el estandarte del glorioso mártir San Jorge acostumbraban a portar una cruz roja sobre una esfera blanca"     
(Imagen procedente de editorial-streicher.blogspot.com )





También logró Segismundo  superar este intento de destronarlo y se afianzó  de manera definitiva en el trono de Hungría. Ya en 1408 Segismundo tuvo que hacer frente a una rebelión croata y bosnia que sofocó finalmente aplastándola en la batalla de Dobor. Después de ésta batalla  y probablemente con el objetivo tanto  de unir a la nobleza húngara y croata para formar un frente único ante la  amenaza común que representaba el Imperio Otomano como para  garantizarse su lealtad , creaba el 12 de diciembre de 1408  una orden militar integrada por caballeros cristianos húngaros y croatas  que llevaría el nombre de Societas Draconistrarum , que podría traducirse como Orden del Dragón , que venía a tomar el relevo de otra orden húngara, la Orden de San Jorge, que había sido creada en 1326 por el rey húngaro Carlos I de Hungría (1288-1342) y que aunque seguía existiendo, y todavía existe en nuestros días,  estaba prácticamente inactiva. El objetivo de la Orden quedaba expuesto en el prólogo de sus estatutos donde  Segismundo explicaba que "en compañía de los prelados , barones y magnates de nuestro reino, a quienes invitamos a participar con nosotros en esta empresa, en virtud de nuestra clara determinación de aplastar los perniciosos actos del igualmente pérfido Enemigo (referencia al Impero Otomano), a los seguidores del antiguo Dragón y a los caballeros paganos, a los autores del Cisma y a otras naciones de fe Ortodoxa, y a aquellos que sueñan con someter la Cruz de Cristo y a nuestros reinos , así como su sagrada religión  redentora, bajo el estandarte de la Cruz de Cristo triunfante"  A sus miembros se exigiría un juramente de lealtad al rey y a sus hijos , lo que era una forma de garantizar el apoyo de la nobleza integrante de la Orden al rey . El emblema de la nueva orden sería una cruz roja de San Jorge  y un uróboros, nombre que recibía un animal  con forma de serpiente o , en este caso, un dragón  que  buscar la cola con su cabeza  adoptando una forma circular. En su fundación estuvo integrada por dieciocho caballeros entre los que se encontraban el propio Segismundo de Luxemburgo y el gobernante del Despotado de Serbia, Stefan Lazarevic (1377-1427), al que hemos visto combatiendo al lado de los otomanos como vasallo del sultán. Volveremos sobre la Orden un poco más adelante pero regresando junto a Segismundo, en 1411 es elegido como Rey de Romanos que es el título que adoptaban los gobernantes del Sacro Imperio Romano Germánico que no habían sido coronados todavía por el papa. 






Resultado de imagen de benedicto XIII estatua de sergio blanco rivas
Escultura del papa Benedicto XIII (1328-1423) en la localidad  de Peñíscola (Castellón)  obra del escultor y cantante español Sergio Blanco Rivas (1948-2015)  erigida aquí porque el pontífice español pasó los últimos años de su vida en el castillo de Peñíscola. Su nombre era Pedro Martínez de Luna, natural de Illueca (Zaragoza)  y pertenecía a una de las familias más poderosas de Aragón, los Luna. Se convirtió en cardenal durante el papado de Gregorio XI (hacia 1330-1378) y a la muerte de este en 1378, cuando se produce el Cisma de Occidente, tomó partido por el papa elegido en Aviñón ,Clemente VII(1342-1394)  frente al papa elegido por los cardenales en Roma, Urbano VI (1318-1389) . Cuando Clemente VII murió en 1394, Pedro Martínez de Luna fue elegido como su sucesor en la sede de Aviñón tomando el nombre de Benedicto XIII. Años más tarde llegarían a coexistir hasta tres pontífices , pero él siempre alegó ser el único legítimo pues era  el único que tenía la dignidad de cardenal antes de que se produjera el . Pero en el Concilio de Constanza  de 1415 , aunque se negó repetidamente a abdicar, buscó refugio en la Corona  de Aragón  y desde su residencia en el castillo de Peñíscola continuó  defendiendo tercamente su legitimidad  como papa hasta su muerte a los 95 años de edad  con lo que el Cisma quedaba definitivamente cerrado. Esa terquedad en la defensa de su condición de papa  daría lugar a la expresión "mantenerse en sus trece"  con el significado de adoptar una postura inamovible y terca
(Imagen procedente de www.vistaalmar.es )





Actuando ya como emperador ,  en 1413 ejercer de mediador para acabar con la división de la Iglesia, el denominado Cisma de Occidente, que hacía que en esta fecha hubiera hasta tres papas al mismo tiempo,  el español Benedicto XIII (1328-1423) y los italianos Gregorio XII (hacia 1326-1417) y Juan XXIII (1370-1419). Así , por iniciativa de Segismundo,  se convoca el Concilio de Constanza  que inicia sus sesiones el 5 de noviembre de 1414. Durante el concilio  Juan XXIII huye  para no ser forzado  a abandonar el papado, pero será capturado , llevado de vuelta a Constanza y forzado a abdicar. Gregorio XII abdicó voluntariamente y Benedicto XIII es también destituido, aunque no acepta la destitución  y buscará refugio en la fortaleza  de Peñíscola, en territorio de la Corona de Aragón, donde seguirá defendiendo su  dignidad de pontífice hasta su muerte en 1423.  El Concilio concluye con la elección de un nuevo y único papa   para toda la Iglesia Católica el 11 de noviembre de 1417,  el cardenal italiano  Oddone Colonna que adoptará el nombre de Martin V (hacia 1368-1431) con lo que se cerraba el Cisma de Occidente y la Iglesia Católica recuperaba la unidad. Durante el Concilio  se produjo la quema en la hoguera   del teólogo y filósofo checo Jan Hus (1370-1415) que en los años anteriores había criticado con dureza la acumulación de riqueza de la Iglesia, la corrupción que anidaba en su interior y prácticas como la venta de indulgencias, que  consistía en recibir el perdón de las faltas cometidas a cambio de una determinada cantidad de dinero, o lo que es lo mismo, la venta del perdón de los pecados .Abogaba por un regreso a la pureza de los primeros cristianos y hacía llamamientos al pueblo para desobedecer a la Iglesia debido a su corrupción. Aunque no puedo ahora detenerme en su doctrina, podemos considerarlo uno de los precursores de la reforma protestante que verá la luz un siglo después. El emperador Segismundo le había invitado a participar en el Concilio de Constanza para que pudiera defender sus ideas, pero una vez allí sus enemigos  consiguieron que fuera detenido y quemado en la hoguera el 6 de julio de 1415.






Jan Hus (1370-1415) siendo quemado en la hoguera después de haber sido declarado hereje en el Concilio de Constanza  según una miniatura de la crónica ilustrada Spiezer Schilling  realizada por el artista  Diebold Schilling el Viejo (1445-1485). Nacido en el seno de una familia campesina de escasos recursos de Bohemia, que hoy forma parte de la República Checa, perdió a su padre muy pronto y fue cuidado por su madre al tiempo que mostraba ya de pequeño un gran fervor religioso  ejerciendo como monaguillo y cantando en el coro de la iglesia. Gracias a su brillante inteligencia, a pesar de carecer de recursos económicos para costearse los estudios fue admitido en la Universidad de Praga . Estudió filosofía, teología y artes y en 1400 se ordenaba sacerdote. En contacto con los nacionalistas bohemios, predicaba en checo y se encontraba bajo la protección del rey de Bohemia Wenceslao de Luxemburgo (1361-1419). En 1402  fue nombrado rector de la Universidad de Praga y escribe numerosos tratados de teología tanto en latín como en checo donde defiende las tesis del teólogo inglés John Wycliff(1320-1384) que décadas antes se había hecho eco del descontento del pueblo ante la creciente corrupción de la Iglesia y defendió la necesidad de que se despojase de toda riqueza y recuperase la pobreza evangélica de sus orígenes al tiempo que atacaba la venta de indulgencias (la entrega de dinero a cambio del perdón de los pecados) y afirmaba que los creyentes no necesitaban de indulgencias ni penitencias para salvar su alma, sino que pueden conseguirlo ellos solos por sus propios méritos y obras    
 A partir de 1408,  cuando la Iglesia se hallaba dividida todavía por el Cisma de Occidente con dos papas, uno en Aviñón y otro en Roma , Hus defendió con ardor estas ideas que habían conducido a Wycliff a ser declarado hereje. Encuentra un gran número de seguidores en Bohemia, que serán conocidos como husitas, en un movimiento en el que además de la región también se mezclaba un vivo sentimiento nacionalista que era visto con preocupación por el emperador Segismundo de Luxemburgo.  Acusado de hereje y perseguido, Segismundo le invitaría al Concilio de Constanza para que defendiera sus puntos de vista garantizando su seguridad, pero nada más llegar fue detenido  y condenado a la hoguera por herejía, sentencia que fue cumplida el 6 de julio de 1415 y que sería el origen de una rebelión de sus seguidores que desembocaría en las conocidas como Guerras Husitas que se prolongarían hasta 1434    
(Imagen procedente de https://en.wikipedia.org)





Los seguidores de Jan Hus, llamados husitas,  concentrados sobre todo   en Bohemia, en la actual República Checa , se indignaron al conocer la ejecución  del teólogo considerándolo una traición del emperador,  y apoyados por la nobleza bohemia se rebelaron contra la autoridad imperial liderados por un hábil general, Jan Zizka (1360-1424) ,iniciándose las que serían conocidas como Guerras Husitas que se prolongarían hasta el año 1434 y que pondría en numerosas ocasiones en jaque a Segismundo de Luxemburgo  organizando hasta cinco cruzadas para acabar con  el movimiento husita . La guerra concluiría  casi veinte años después de su inicio con la derrota de los husitas más radicales, los llamados taboritas, en la batalla de Lipanya el 30 de mayo de 1434 , librada apenas a treinta kilómetros de Praga. Justo un año antes , el 31 de mayo de 1433 , Segismundo de Luxemburgo era coronado emperador  del Sacro Imperio en Roma  por el papa Eugenio IV (1383-1447).   Después de éste breve recorrido por la situación  en Europa regresemos a Valaquia donde dejábamos al voivoda Dan II en una situación precaria después de perder la confianza tanto del sultán Murad II como de Segismundo de Luxemburgo, pues ninguno de los dos lo consideraba un aliado fiable ya que Dan II había combatido a las fuerzas otomanas aliado con el rey de Hungría al tiempo que también pagaba un tributo de vasallaje al sultán. Ambas potencias querían reemplazarlo, aunque cada una por un candidato diferente que fuera favorable a sus intereses particulares. A partir de ahora nos va a acompañar de forma permanente en éste relato el filólogo e historiador alemán Ralf Peter Märtin (1951-2016) y su obra "Drácula. Vlad Tepes, el Empalador, y sus antepasados"  y a ella recurro para conocer al candidato de Segismundo Luxemburgo para reemplazar a Dan II como voivoda de Transilvania. Se trataba de  Vlad, (hacia 1395-1447) otro de los hijos ilegítimos de Mircea I el Viejo. Según cuenta Ralf Peter Märtin  el joven Vlad habría llegado a la corte del rey de Hungría en algún momento anterior a 1418 en calidad de rehén para garantizar la lealtad de su padre, el voivoda Mircea el Viejo. Una práctica ,la de tomar como rehenes los hijos de un noble e incluso de un gobernante, que entonces era habitual 





Resultado de imagen de transilvania and valachia
En este mapa que recoge la situación  en Europa a comienzos del siglo XV podemos observar las grandes dimensiones  del reino formado por la unión de Polonia y el Gran Ducado de Lituania que en 1423 estaba gobernado por el rey  Vladislao II Jagellón (hacia 1362-1434). Viendo sus dimensiones es fácil entender el motivo por el que Vlad , que buscaba apoyos para conquistar el gobierno de Valaquia,  tratara de dirigirse allí en 1423 abandonando Hungría donde Segismundo de Luxemburgo no parecía tener demasiado interés en apoyar sus pretensiones, pero  Segismundo no estaba dispuesto a que Valaquia se convirtiera en un estado satélite del rey polaco  y antes de que Vlad abandonara el reino húngaro ordenó que fuera detenido. La siguiente alternativa de Vlad fue tratar de conseguir el apoyo de Bizancio pero bastante tenía el emperador bizantino con defender Constantinopla de Murad II y recabar apoyos en  Europa como para dedicar sus fuerzas a un conflicto en el que poco tenía que ganar. Vlad tendría que esperar su oportunidad 
(Imagen procedente de nuitsblanchesasaintpetersbourg.blogspot.com )








Parece que Vlad permaneció en Hungría incluso después de la muerte de su padre y al menos hasta 1423 cuando decidió abandonar el reino cuando Segismundo reconoció a Dan II como voivoda legítimo de Valaquia. Vlad aspiraba a reclamar su derecho al gobierno de Valaquia y era consciente que en aquel momento no obtendría el respaldo del rey húngaro así que pensó en buscar la alianza con otro de los monarcas más poderosos del momento, el rey de Polonia y Gran Duque de Lituania Vladislao II Jagellón (hacia 1362-1434), aunque antes de que pudiera entrevistarse con él fue detenido por hombres de Segismundo pues el futuro emperador no le había dado permiso para abandonar el reino. Aunque no se sabe mucho de estos años de su vida  el historiador bizantino Dukas (hacia 1400-1462)  menciona a Vlad  como un noble valaco al servicio del emperador bizantino Juan VIII (1392-1448) al parecer después de cumplir la orden de Segismundo para que acompañara a Juan VIII  en un viaje a Italia para lograr apoyos  en su lucha contra los otomanos, regresando a continuación con él a Constantinopla posiblemente albergando la esperanza de que el emperador bizantino le pudiera apoyar en sus aspiraciones a convertirse en voivoda de Valaquia. Pero la situación precaria en la que se hallaba la capital de lo que fuera el Imperio Bizantino, ahora reducido apenas a la propia ciudad y algunos otros pequeños territorios dispersos y casi indefendibles,  convencieron a Vlad de que tampoco Juan VIII le ofrecería el apoyo que necesitaba por lo que en 1429 regresaba a Hungría. Y lo hizo en el momento adecuado, cuando Segismundo había perdido su confianza en Dan II y buscaba otro candidato para gobernar Valaquia y ¿quién mejor que  uno de los hijos de Mircea el Viejo que además había pasado muchos años en la corte húngara lo que , en teoría, aseguraba su lealtad al Reino de Hungría?. En 1431 Segismundo se encontraba en Nüremberg para presidir la Dieta Imperial, la reunión de los príncipes , tanto laicos como eclesiásticos, que se hallaban al frente de la heterogénea multitud de estados que integraban el Sacro Imperio Romano Germánico sobre los que gobernaba Segismundo. Se inauguró el 9 de febrero de aquel año de 1431 y durante el transcurso de la misma  Segismundo nombró a Vlad como nuevo voivoda de Valaquia al tiempo que también lo armaba caballero de la Orden del Dragón.






Palaio.jpg
El penúltimo emperador bizantino Juan VIII (1392-1448) , hijo de Manuel II, retratado por el pintor italiano Benozzo Gozzoli (hacia 1421-1497). Vlad acompañó a Juan VIII en 1423, cuando todavía  Juan no era emperador pero ya ejercía como gobernante efectivo desde 1421,  durante el viaje que Juan hizo  por Hungría, Milán y Venecia aunque no obtuvo más que buenas palabras pero ningún apoyo efectivo. Vlad regresaría con él a Constantinopla con la esperanza de que Juan VIII apoyara, ya como emperador  a partir de 1425, sus pretensiones al voivodato  de Valaquia. Pero después de esperar infructuosamente cuatro años, en 1429 decidió regresar a Hungría donde la situación política había cambiado y ahora a Segismundo de Luxemburgo si le interesaba derrocar al voivoda valaco Dan II, del que ya no se fiaba (aunque, en realidad, creo que nadie se fiaba de nadie en esos años) y nombraría a Vlad como nuevo voivoda de Valaquia aunque  después no hizo nada por apoyarle para que el nombramiento fuera efectivo. Vlad  tuvo que seguir esperando
 (Imagen procedente de https://es.wikipedia.org)




Peter Ralf Märtin recoge las palabras del juramento de lealtad que en ese momento pronunció arrodillado Vlad ante rey húngaro, juramento  al que , como sabemos , estaban    obligados todos los miembros de la Orden  del Dragón  "¡Graciosísima Majestad! Presto el juramento de lealtad y , junto a todos los boyardos y gentes a mí sujetos, juro y prometo, sin perfidia ni engaño, lealtad y obediencia a Vuestra Majestad  y a sus sucesores , así como a la corona de Hungría . Que Dios y la cruz de Cristo me ayuden"  Después de pronunciado el juramento  Segismundo replicó " Declaro que tu y tus territorios pasen a formar parte de mi patrimonio , y te considero con los mismos derechos y posesiones que mis voivodas"   El nuevo voivoda adoptaría el nombre de Vlad II Dracul . El apodo de Dracul procedía de su pertenencia a la Orden del Dragón pues Dracul es Dragón en latín, pero en rumano Dracul se puede traducir también por diablo, de ahí que se halle traducido bajo estas dos formas en las biografías dedicadas al voivoda. Con la intención de asumir cuanto antes el poder  Vlad deja el reino húngaro y se dirige primero a Schässburg, la actual ciudad rumana de Sighisoara y que había sido una de las ciudades fundadas por los colonos alemanes llegados a Transilvania entre los siglos XIII y XIV ,  donde poseía una casa. Antes de continuar camino hacia Valaquia  le llega la mala noticia de que el trono de Valaquia ha sido ocupado. El sultán Murad II se había adelantado a Segismundo  escogiendo a su propio voivoda de Valaquia, otro hijo ilegítimo de Mircea el Viejo que ya hemos visto que era muy prolífico . Se llamaba Alejandro Aldea (1397-1436) y era, por lo tanto, hermanastro de Vlad II.  Con Segismundo volcado en la guerra contra los husitas que se aproximaba a su desenlace, Vlad II no podía esperare apoyo militar por su parte y no contaba con ningún otro aliado , así que no tuvo más remedio que resignarse y esperar su oportunidad. En el terreno personal, Vlad II estaba casado con una hija del príncipe de Moldavia, Alejandro I el Bueno (fecha desconocida-1432), de la que he encontrado hasta tres nombres diferentes, Cneajna, Eupraxia (que es el nombre que menciona Ralf Peter Märtin) y Vasilisia. Fuera cual fuera el nombre correcto lo que si os puedo decir es que con ella tuvo en 1428  a su primer hijo, Mircea (1428-1447) y ahora, en 1431, nacía su segundo retoño, que fue bautizado con el mismo nombre que su padre, Vlad, y al que la historia recordaría como Vlad III Tepes, nuestro protagonista. 






A simple three-storey house
La casa que Vlad II Dracul poseía en la ciudad sajona de Schässburg  , en Transilvania , que hoy aparece en los mapas con el nombre rumano de Sighisoara. Sería en ella donde en 1431 nacería  el segundo hijo del matrimonio entre Vlad II  y la hija del príncipe de Moldavia Alejandro I el Bueno (fecha desconocida -1432) . El pequeño se llamaría igual que su padre, Vlad, y en el futuro sería conocido como Vlad III Draculea (hijo de Dracul) y también como Vlad Tepes (el empalador) 
(Imagen procedente de https://en.wikipedia.org)



Durante los siguientes cinco años Vlad II seguiría esperando , y probablemente conspirando, para ocupar el voivodato, pero la hábil política seguida por Alejandro Altea no le permitía  hallar su oportunidad.  Aprovecharemos este período de espera para conocer un poco más acerca de la diferencia entre la población de Valaquia, Transilvania y también  veremos algo  sobre el tercer principado de la región , Moldavia. . En el caso de Transilvania , con una extensión de poco más de sesenta mil kilómetros cuadrados y  conocida también entonces como Siebenbürger, Siete Ciudades en alemán, por las ciudades que habían fundado los colonos alemanes cuando se desplazaron a estas tierras  entre los siglos XII y XIII,  como las ya mencionadas Hermannstadt (la actual Sibiu) , Kronstadt (Brasov) y Schäsburg (Sighisoara), su población estaba formada por cuatro grupos étnicos principales. Uno de ellos eran  los alemanes , a quienes los húngaros daban el nombre de sajones , que habían convertido sus ciudades en importantes y prósperos centros comerciales. El segundo grupo era el de los húngaros que el reino de Hungría había enviado para repoblar esta región. Otro de los grupos eran los denominados Szekler , cuyo origen es todavía  hoy objeto de debate, pues se les atribuyen raíces hunas, ávaras, búlgaras y de otros pueblos. Fuera como fuese, los szekler se hallaban asentados en el sudeste de Transilvania  y, según Ralf Märtin "eran los encargados de  la vigilancia fronteriza y por ello el rey de Hungría les había conferido privilegios  como estar equiparados como no pagar impuesto alguno y no estar sujetos  al derecho real y , al igual que los sajones, sus ciudades gozaban de autonomía absoluta" El cuarto grupo  grupo que habitaba Transilvania , y el más numeroso,  era el de los rumanos, alrededor de medio millón de personas. No se sabe si ya estaban aquí cuando Hungría creó el principado de Transilvania o si inmigraron posteriormente pero ahora eran la población mayoritaria si bien se hallaba por debajo de alemanes  szekler, pues la población rumana carecía de derechos políticos.





Resultado de imagen de mapa de valaquia mircea I
Recupero éste mapa que ya os incluía en la segunda parte para que podáis  tener en mente la distribución territorial de los estados de los que estamos hablando, principalmente Transilvania, un voivodato bajo la soberanía de Hungría y donde el poder residía en las ricas ciudades fundadas un par de siglos antes por los colonos alemanes (sajones) y los principados de Valaquia y Moldavia que desde su nacimiento en el siglo XIV habían tenido que luchar por conservar su independencia frente a las grandes potencias de su tiempo en la región, el Imperio Otomano y el Reino de Hungría, cambiando de alianzas según lo requirieran las circunstancias pues se trataba de sobrevivir sin ser absorbidos por estados mucho más grandes y fuertes que ellos . En el  mapa las ciudades sajonas aparecen con sus nombres rumanos pero entonces eran llamadas con sus nombres alemanes y conocidas como las Siebenbürger o Siete Ciudades , entre las que destacaban Kronstadt (Brasov) , Hermannstadt (Sibiu) , Schäsburg (Sighisoara)  o Karlsburg (Alba Iulia) , todas ellas prósperos centros comerciales en aquel tiempo 
(Imagen procedente de https://en.wikipedia.org )





Valaquia, por el contrario,  estaba integrada exclusivamente por población rumana, excepto una pequeña minoría alemana,  y sumaba alrededor de medio millón de habitantes. Uno de los elementos que diferenciaban a Valaquia y también a Moldavia de Transilvania y Hungría es que en las dos primeras la Iglesia dominante era la ortodoxa, mientras que en las dos últimas, Hungría y Transilvania, predominaba la católica. Según cuenta Ralf Peter Märtin  "la mayor parte de la población se concentraba  en la región próxima a los Cárpatos (en el  norte de Valaquia)  mientras que la planicie del Danubio, cubierta por espesos bosques , estaba escasamente poblada" Sobre sus ciudades, entre las que destacaba Tirgoviste, que sería la capital del principado a partir de mediados de la década de 1430,  escribe que "estaban controladas  casi en su totalidad por las ciudades alemanas de Transilvania.  Eran pequeña y escasamente protegidas. Las que tenían murallas eran una excepción y la misma Tirgoviste  estaba defendida sólo por una empalizada. En cuanto a las fortificaciones sobre el Danubio se encontraban en poder de los turcos"  En cuanto a su estructura social en primer lugar , en lo alto de la pirámide social se encontraba el voivoda o príncipe  y su familia. Justo por debajo de ellos los boyardos o nobles  y a continuación la masa de la población campesina.  El voivoda debía consultar sus decisiones de gobierno a un consejo formado por los boyardos más poderosos y también por los máximos dignatarios eclesiásticos  y, al tratarse de un principado no hereditario sino electivo, eran los boyardos los que elegían con su voto al nuevo voivoda que, eso si, era elegido entre los miembros de la familia dominante y desde la fundación del principado por  Basarab I (fecha desconocida -1352)  en 1330 , los voivodas salieron siempre elegidos entre sus descendientes. El problema de éste sistema es que los sucesivos voivodas dependían mucho del apoyo de los boyardos que en cualquier momento podían  retirarle su apoyo , por lo que su gobierno era débil, inestable y pocos voivodas conseguían mantenerse mucho tiempo al frente del principado






Busto  del príncipe Alejandro I de Moldavia, también llamado Alejandro Cel Bun (Alejandro el Bueno)  obra del escultor moldavo  Tudor Cataraga (1956-2010). Tuvo un largo gobierno de más de tres décadas, entre 1400 y 1432, en los que consolidó políticamente al principado manteniendo un delicado equilibrio con sus poderosos vecinos , Polonia y Hungría, y estableciendo una alianza con Valaquia a través del matrimonio entre una de sus hijas y el voivoda Vlad II Dracul aunque su principal aliado fue el rey polaco Vladislao II Jagellón, , del que se declaró vasallo, pues esta alianza le permitía disuadir a Hungría en sus intentos de volver a recuperare éste territorio que una vez perteneció al reino húngaro.  Participó junto a las tropas polacas en la  guerra  librada entre 1409 y 1411 contra la Orden de los Caballeros Teutónicos    que tuvo su punto culminante en la batalla de Tannenberg  el 15 de julio de 1410, donde los moldavos contribuyeron a la victoria polaca sobre los caballeros teutónicos.  Alejandro I también tuvo que hacer frente al expansionismo otomano cuando en 1420 las fuerzas turcas trataron de tomar la fortaleza de Cetatea Alba  situada en la desembocadura del río Dniéster a orillas del Mar Negro. Alejandro I logró rechazar el ataque defendiendo con éxito la fortaleza.  A su muerte el 1 de enero de 1432  Moldavia era un principado consolidado aunque rodeado de peligros. Dejaba una nutrida descendencia, donde sumando hijos legítimos e ilegítimos alcanzaban los veinticuatro varones y diecisiete mujeres. Le sucedería uno de sus hijos legítimos, Ilias I, aunque moriría apenas un año y medio  después, en 1434, siendo entonces sucedido por uno de sus hermanos,  Esteban II que gobernaría hasta 1443
Alejandro I el Bueno es el abuelo de nuestro protagonista, Vlad III Draculea  
(Imagen procedente de https://en.wikipedia.org )






Por último, el Principado de Moldavia ocupaba un territorio entre los Cárpatos Orientales al oeste , que la separaban de Hungría, Transilvania y Valaquia, , y el curso del río Dniester al este y al norte que la separaba de la unión de  Polonia y el Gran Ducado de Lituania. Había sido creado en el siglo XIV por el rey Luis I de Hungría (1326-1382) para que le sirviera como un escudo para detener las constantes incursiones de los mongoles  establecidos en el estado de la Horda de Oro  surgido en la década de 1240  de la división del gran Impero Mongol creado por Gengis Kan (1161-1227)  y que se extendía por las actuales Rusia, Ucrania y Kazajistán. Su primer gobernante fue un noble rumano llamado Dragos nombrado por el propio Luis I y que gobernaría el territorio entre 1351 y 1353, no como un estado independiente sino formando parte del Reino de Hungría. A partir de 1354 le sucedió su hijo Sas que siguió gobernando hasta 1358 y a continuación fue reemplazado por su hijo Balc, que apenas pudo gobernar un año, porque en 1359 fue derrocado por otro noble rumano que ocupo el puesto de voivoda adoptando el nombre de Bogdan I de Moldavia (fecha desconocida-1365) que independizó a Moldavia de Hungría y mantuvo también a raya a polacos , otomanos y a los mongoles de la Horda de Oro. En 1400 se convertía en voivoda de Moldavia Alejandro el Bueno, el suegro de Vlad II y abuelo de Vlad III, que buscó consolidar la independencia del principado de Moldavia forjando alianzas con Polonia y con el Principado de Valaquia  para  detener los intentos húngaros por recuperar el control sobre éste principado. Después de un largo gobierno de más de tres décadas,  Alejandro el Bueno fallecía en 1432 dejando a una Moldavia consolidada aunque rodeada de potencias muy superiores en lo militar  como el Imperio Otomano, el Reino de Polonia y Gran Ducado de Lituania  y  el Reino de Hungría. Al igual que Valaquia, Moldavia se veía obligada a realizar constantes cambios de aliados en su política exterior para tratar de sobrevivir entre esos grandes  estados .







Busto dedicado al voivoda de Valaquia entre 1431 y 1436 Alejandro Aldea. Sólo cinco años pero que teniendo en cuenta la inestabilidad de Valaquia era todo un éxito , pues durante la década anterior  los voivodas Dan II y  Radu II se habían ido alternando con gobiernos que no sobrepasaban el año de duración.  Durante su gobierno Aldea se había visto obligado a declararse vasallo del sultán Murad II ante la falta de  apoyos tanto de Hungría como de Transilvania  y tuvo que acompañar al ejército turco  en el saqueo de las ciudades sajonas de Transilvania lo que le granjeó la enemistad de éstas, que lo vieron como un enemigo y favorecieron su caída apoyando a Vlad II Dracul que, después de años esperando, en 1436 se convertía en el nuevo voivoda de Valaquia y no tardaría en encontrarse con los mismos problemas que ya tuvo que enfrentar  Aldea, como  evitar el enfrentamiento con el Imperio Otomano al mismo tiempo que debía cuidar sus relaciones con las ciudades sajonas de Transilvania  y la amistad con Hungría     
(Imagen procedente de http://herodotohistoriant.blogspot.com.es/)



Hora es de regresar a Valaquia. Estamos en el año 1432 y  las tropas de Murad II emprenden una nueva campaña militar que tiene como objetivo Transilvania. Alejandro Aldea , voivoda de Valaquia, consciente del peligro escribe a las ciudades alemanas de Transilvania para que se unan a él y detener así al ejército otomano  " De este modo , hermanos míos , - escribe Alejandro a las ciudades alemanas - junto a vosotros  podré resistir; de lo contrario , no. Daos prisa  para brindarme ayuda, pues , si a nosotros nos va mal, a vosotros os irá mucho peor" Pero no obtuvo respuesta y ante el avance imparable de las fuerzas otomanas Alejandro Aldea no tiene otra opción para  conservar su independencia  que unirse a las tropas del sultán mostrándose como un leal vasallo y de esa forma, las tropas valacas participan en el  saqueo de Transilvania . Ese era el momento que esperaba Vlad II Dracul , que logró apoyos para intentar derrocar a Alejandro Aldea alegando su colaboracionismo con los otomanos. Entre finales de 1435 y comienzos de 1436  Vlad II se establece en la capital de Valaquia, Tirgoviste  y asume el poder .En cuanto a Alejandro Aldea, Ralf Peter Märtin escribe que buscó refugio en territorio del Imperio Otomano, mientras que otras versiones señalan que murió ese mismo año por una enfermedad. Sea como fuere , ya no volveremos a saber de él. Pero el nuevo voivoda no iba a tener mucho tiempo para felicitarse por su  logro porque un año después, en 1437,  Murad II emprende una nueva campaña militar y  la iba a encabezar él mismo . Mientras las tropas turcas cruzan el curso del Danubio, en la vecina Transilvania estalla una rebelión de los campesinos rumanos y húngaros contra las clases dirigentes  con el objetivo de " reconquistar la libertad  , suprimir la servidumbre y  reducir los impuestos"  Este movimiento de indignados medievales  recibirá el nombre de  Rebelión de Bobilna  y obligó a la nobleza transilvana a ceder  mayores márgenes de libertad a los campesinos y una importante reducción de los impuestos después de que sus tropas fueran derrotadas por los campesinos, mal armados y mal preparados pero llenos de entusiasmo .






Alberto II de Habsburg(1397-1439) junto a su esposa , Isabel de Luxemburgo (1409-1442) en un fresco que se encuentra en el altar de la iglesia de Klosterneuburg en Austria. Isabel era la hija de Segismundo de Luxemburgo  y contrajo matrimonio con Alberto cuando ella tenía sólo doce años de edad, en 1421. El padre de Alberto de Habsburgo, el duque Alberto IV de Austria (1377-1404), había sido  un hombre de confianza de Segismundo, y tras la temprana muerte del duque, Segismundo se convirtió en una especie de protector de Alberto  al que nombró caballero de la Orden del Dragón.  Alberto lucharía  en las guerras husitas bajo las órdenes de Segismundo y también combatiría con éxito a los otomanos. Ante la falta de descendencia masculina, Segismundo de Luxemburgo  decidió nombrar a Alberto como su heredero al trono de Hungría y así  se convirtió en el nuevo rey de Hungría tras la muerte el 8 de diciembre de 1437 de Segismundo y la posterior aclamación en Bratislava de Alberto como rey de Hungría el 18 de diciembre. El 29 de junio de 1438 era coronado rey de Bohemia   y ese mismo año se convierte en Rey de Romanos, el título que tenían los emperadores del Sacro Imperio que no habían sido coronados por el papa. En 1439 tuvo que hacer frente al Imperio Otomano pero  después de un primer enfrentamiento en el que fue derrotado tuvo que retirarse enfermo muriendo el 27 de octubre de ese año.  Dejaba un hijo póstumo que nacería en febrero y abría un período de incertidumbre en el Reino de Hungría
 (Imagen procedente de https://en.wikipedia.org )



 Pero éste conflicto interno de Transilvania, había dejado a Vlad II sin poder confiar en recibir ayuda  de Transilvania  ni tampoco de Hungría, que antes tendría que contener la rebelión  de los campesinos transilvanos. Mientras, el ejército otomano avanzaba  de forma implacable  y Valaquia por si sola no podía contenerlo. Al voivoda valaco, como loe había sucedido antes a Dan II y a Alejandro Aldea,  sólo le quedaba una opción " a finales del verano de 1437 - escribe Ralf Peter Märtin -  rindió homenaje  al sultán con una magníficia comitiva  de trescientos boyardos  e hizo entrega del tributo". Al menos había logrado  ganar tiempo . En los meses siguientes se precipitan los acontecimientos. El 9 de diciembre de ese año de 1437 fallecía el emperador del Sacro Imperio y rey de Hungría, Croacia y Bohemia, Segismundo de Luxemburgo, que será sucedido en el trono de Hungría por su yerno Alberto de Habsburgo (1397-1439), que estaba casado con la única hija de Segismundo, Isabel de Luxemburgo (1409-1442). En enero de 1438 la rebelión campesina de Transilvania era ahogada en sangre por la nobleza transilvana aliada con las ciudades sajonas,  y en marzo de ese mismo año Alberto de Habsburgo también es elegido emperador del Sacro Imperio  tomando el nombre de Alberto II  del que un cronista checo al que cita Ralf Peter Märtin describirá como "bueno, temerario y compasivo, a pesar de ser alemán". El nuevo emperador consideró que la máxima prioridad era detener el avance otomano y no le faltaba razón, porque dos meses más tarde, en mayo de 1438, de nuevo las tropas de Murad II cruzan el Danubio y entran en Valaquia donde reciben el apoyo de Vlad II como correspondía a su condición de vasallo del Imperio Otomano. Una parte del ejército turco penetra en Transilvania mientras que otro cuerpo de ejército se dirige hacia el Despotado de  Serbia, donde desde 1427 gobierna el sucesor de Stefan Lazarevic, su sobrino Jorge Brankovic (1377-1456) , amenazando la capital  del Despotado, Smeredevo, situada a orillas del Danubio y a solo cuarenta y seis kilómetros de Belgrado. 





Ubicación de

Mapa del Despotado de Serbia  que desde la muerte del despota Stefan Lazarevic  el 19 de julio de 1427 estaba gobernado por su sobrino Jorge Brancovic (1377-1456) . Su capital se encontraba  en la ciudad de Smederevo, que podéis ver al norte, casi en la frontera con Hungría y que Jorge Brankovic tuvo que abandonar en 1439 para huir a Hungría ante el avance otomano  . Mientras, en Transilvania  se había producido en 1437 una rebelión campesina, en su mayor parte rumanos y húngaros, contra la nobleza  y se unieron a ellos también sajones pobres de las ciudades sajonas. Era la Rebelión de Bobilna . Aunque  la nobleza de Transilvania llegaría a un acuerdo inicial con los rebeldes  luego uniría sus fuerzas  con las autoridades de las ciudades  contra los campesinos el 16 de septiembre de  1437. Como explica Ralf Peter Märtin  los nobles de Transilvania necesitaban del apoyo de las ciudades sajonas para acabar con la rebelión campesina  y éstas necesitaban el apoyo de la nobleza para  defenderlas del ejército otomano Así lo establecía el acuerdo al que llegaron ambas partes 
"Llegado el caso de que los así llamados turcos  osaran alguna vez atacar e invadir  estas áreas del país, y éstas se hallaran  en apuros, los nobles ya mencionados se comprometen  a acudir y prestar ayuda a la llamada Sajonia , en carácter  de unión fraterna respectiva; por otra parte, los sajones se comprometen a acudir y prestar auxilio a los nobles contra sus enemigos y rivales  para reprimir la insolencia de los malvados campesinos"
Unos malvados campesinos  que pretendían  objetivos tan pérfidos como que les fueran reducidos los tributos  y suprimir la servidumbre 
Imagen procedente de https://en.wikipedia.org )



Las tropas otomanas asedian una de las ciudades alemanas de Transilvania, Mühlbach,la actual ciudad rumana de Sebes. Vlad II, que acompaña a las tropas otomanas, sabe que tiene que hacer algo para que cuando el ejército del sultán se retire no se pongan en su contra a las ciudades alemanas  y así decide interceder por Mühlbach . Ralf Peter Märtin recoge la acción que nos transmite un testigo presencial de lo sucedido al que identifica con el nombre de "estudiante Rumeser" que se hallaba en el interior de Mühlbach y  nos cuenta como  "El voivoda de Valaquia  que había llegado con los turcos, debido a la vieja amistad que otrora había mantenido con los habitantes  y ciudadanos de aquella ciudad , se aproximó a las murallas, exhortándolos a que siguieran su consejo. Les pidió que no lucharan  sino que se rindieran alegremente. Él obtendría de los turcos la concesión para que la clase superior de la ciudad mantuviera allí sus bienes , y siguiera a los turcos hacia su país. Una vez allí , decidiría libremente permanecer  o regresar al hogar .El resto de la población llevaría consigo sus bienes por si acaso decidiera ocupar una tierra que se les concediera"  Y no era poco lo que ofrecía Vlad II a los habitantes de la ciudad, pues de no mediar su intervención  lo que les esperaba era el saqueo de todos sus bienes, la quema de sus hogares  y la muerte de muchos de ellos.  Una parte de los ciudadanos no quisieron aceptar las condiciones y tuvieron que atenerse a las consecuencias  que vuelve a describirnos  el "estudiante Rumeser" que estaba entre los que resistieron hasta el último momento " al anochecer , los turcos prendieron fuego  y nos cocinaron y asaron lo mismo que a un pan en el horno " Los que lograron sobrevivir serían convertidos en esclavos, entre ellos nuestro estudiante cronista.  A continuación nos cuenta Ralf Peter Märtin que  "los turcos se retiraron  y cruzaron el Danubio, cargados con un rico botín  y llevando consigo a 70.000 esclavos" En el Despotado de Serbia, Jorgen Brankovic abandonaba la capital asediada por los turcos  para buscar refugio en Hungría .





Resultado de imagen de carro de guerra husita
Uno de los carros o vagones de guerra que habían sido ideados y utilizados por los husitas durante la guerra contra  las tropas de Segismundo de Luxemburgo y que tanto habían impresionado a Juan Hunyadi (fecha desconocida -1457), que iba a convertirse en una de las figuras más importantes del Reino de Hungría y llegaría a ser padre de reyes)  cuando los combatió . Los husitas solían disponer estos carros en círculo (algo parecido a lo que hemos visto en las películas del Oeste cuando las caravanas formaban círculos para protegerse de los ataques indios)  para formar una barrera infranqueable pero a la vez también les daba una gran movilidad y flexibilidad a sus tropas 
Hunyadi también obtuvo enseñanzas de los condottieros , nombre que recibían en Italia los mercenarios que eran contratados por las ciudades estado italianas, y probablemente conoció al más célebre de todos ellos, Francesco I Sforza (1401-1466) que combatía para Milán.  De ellos asimiló nuevas formas de combatir que luego Hunyadi aplicaría en la guerra contra el Imperio Otomano  sosteniendo a Hungría  en unos años muy difíciles. 
(Imagen procedente de jcdonceld.blogspot.com)


Ya en la primavera de 1439  el emperador  Alberto II encarga  la defensa de la frontera entre el Reino de Hungría y el Imperio Otomano a un hombre que  jugará un papel clave en los acontecimientos que se sucederán a partir de ahora, Juan Hunyadi (fecha desconocida-1457). Sus orígenes familiares son objeto de controversia, pues unas fuentes le atribuyen un origen valaco, otros dicen que fue hijo ilegítimo del despota serbio Stefan Lazarevic y otros que se trata de un hijo ilegítimo pero  del emperador Segismundo de Luxemburgo, que habría tenido con su amante Isabel Morsiani. En todo caso es una discusión que sigue abierta igual que su fecha de nacimiento que oscila entre 1387 y 1409 aunque más próximo a ésta última fecha. Lo que si sabemos es que  creció en el seno de una familia de la nobleza y que su padre oficial sería Vajk Hunyadi que formaba parte de la corte de Segismundo de Luxemburgo. Años después el propio Juan Hunyadi acompañaría a Segismundo  en un viaje a Italia donde el rey húngaro buscaba apoyos para ser coronado emperador del Sacro Imperio,  y allí Hunyadi aprendió los nuevos métodos de combate  que le enseñaron los mercenarios italianos,  y después también asimilaría las eficaces estrategias militares de los husitas a los que combatió en nombre de Segismundo, en particular el uso de los carros o vagones de guerra de los que os hablo en la imagen sobre estas líneas. Tras la muerte de Segismundo en 1437,  Alberto II lo mantuvo a su servicio y acabamos de ver como en 1439 le confería la importante misión de proteger la frontera del reino con el Imperio Otomano, lo que hizo eficazmente. El rey le premia otorgándole el título de conde de Severin, con lo que Hunyadi ascendía a la alta nobleza aumentando su influencia en el reino. Poco más pudo hacer Alberto II que ,enfermo de disentería, moría el 27 de octubre de 1439 .Apenas cuatro meses después, el 22 de febrero de 1440 su esposa Isabel de Luxemburgo daba a luz al hijo póstumo del fallecido emperador, Ladislao (1440-1457) que sería llamado por ese motivo "el Póstumo". Nada más nacer  Ladislao su madre Isabel reclamó su derecho al trono, al mismo tiempo que otra facción de la nobleza entre los que se encontraba Juan Hunyadi apoyaban la candidatura del  joven rey de Polonia de sólo quince años de edad , Vladislav III Jagellón (1424-1444). La situación en 1440 no podía ser más caótica en la Europa oriental. Serbia ocupada por los turcos y Valaquia y Bosnia convertidas en vasallos del sultán, con lo que Hungría perdía su cinturón de protección frente al Imperio Otomano. A ello había que añadir la lucha por el trono en la propia Hungría , entre el rey de Polonia  y la viuda del fallecido emperador que defendía los derechos de su hijo al trono.  Entre tanto en Valaquia el joven Vlad cumplía nueve años de edad observando el tumultuoso mundo en el que su padre trataba de navegar sin hundirse. Y en este punto retomaré el relato en su cuarta parte.  




Enlace con la primera parte de  Vlad III Tepes, el hijo del Dragón
http://chrismielost.blogspot.com.es/2016/10/vlad-iii-tepes-el-hijo-del-dragon.html

Enlace con la segunda parte de  Vlad III Tepes, el hijo del Dragón




Famosos