domingo, 8 de noviembre de 2015

LA REVOLUCIÓN DE LOS GRACO (SEGUNDA PARTE)

En la primera  parte de éste relato hice un sucinto resumen de la historia de Roma desde la monarquía, incluyendo la caída del rey Tarquinio el Soberbio en 509 a. C para dar paso a la República , y llegamos hasta el final de las Guerras Púnicas en las que Roma y Cartago se disputaron el dominio del Mediterráneo Occidental  y que concluyeron con la victoria definitiva de Roa en la Tercera Guerra Púnica que llegó a su fin en el 146 a. C con la destrucción total de Cartago, tras ser incendiada y reducida a escombros. En ese tiempo asistimos a la continua tensión entre patricios y plebeyos, los primeros por conservar todos sus privilegios y el control del gobierno de la ciudad y los segundos para intentar lograr un reconocimiento de un mayor número de derechos y mayores parcelas de representación política, conquistas que se tradujeron en diversos hitos como la creación en 494 a. C del cargo de tribuno de la plebe que tenía como misión defender los derechos de la plebe , del pueblo llano, frente a los abusos de los patricios, de las clases privilegiadas romanas. En 451 a. C lograron otro éxito, la redacción de la Ley de las Doce Tablas , el primer texto legal escrito de la Antigua Roma, ya que hasta entonces la ley había sido transmitida de forma oral por entre los patricios,mientras que el pueblo no tenía acceso a ellas y las ignoraba. A partir de aquel momento el contenido de las leyes se expondría en público para el conocimiento de todos los ciudadanos. Y en 367 a. C dos tribunos de la plebe, Cayo Licinio Calvo y Lucio Sextio Sextino lograban, después de nueve años de lucha, la aprobación de las  Leges Liciniae- Sextiae , que entre otras cosas ponían un límite a la superficie de tierra que podía poseer cada propietario con el fin de limitar la expansión de los latifundios, limitaba también los intereses que se cobraban por los  préstamos, para reducir la usura, y además conseguía que uno de los dos cónsules que eran elegidos cada año, recordemos que los cónsules eran la máxima magistratura romana,  fuera plebeyo. 


Si en la primera parte de ésta historia  nos acompañó el historiador romano Tito Livio (59 a.C- 17 d.C) y su "Historia de Roma"  en esa segunda parte nuestro guía será otro historiador, en esta ocasión el griego Plutarco (hacia 46-120), que escribió "Vidas paralelas" , un conjunto de biografías, de las que se conservan un total de cuarenta y ocho, en las que comparaba las vidas de grandes personalidades del mundo griego con otras  del mundo romano. En su obra narra las vidas de los hermanos Tiberio Sempronio Graco y Cayo Sempronio Graco y en su relato basaré buena parte de lo que veremos a continuación
(Imagen procedente de uritorcomagico.com.ar )   

Sin embargo, el éxito militar de Roma, sobre todo a partir de la victoria sobre Cartago en la Segunda Guerra Púnica entre 218 y 201 a. C traería de nuevo fuertes tensiones sociales en el seno  de una República cuya organización estaba basada en el gobierno de una ciudad y ahora se estaba convirtiendo gradualmente en un Imperio, en particular después de derrotar a Cartago. La mayor presencia de Roma y sus legiones en diferentes escenarios del Mediterráneo hacia que  las tropas pasaran cada vez más tiempo fuera de sus hogares. Recordemos que no se trataba de tropas profesionales, sino que el ejército estaba formado por todos aquellos ciudadanos que tuvieran los suficientes recursos para pagarse el equipamiento militar y su manutención durante el tiempo que durase la campaña militar . Muchos de ellos eran campesinos, pequeños o medianos propietarios de fincas en el campo  que trabajaban en sus campos cuando regresaban a sus hogares después  de concluir la campaña. Esto fue posible mientras que estas se desarrollaban en la Península Italiana, pero a partir del siglo II a. C la expansión de Roma hacía que sus ejércitos fueran cada vez más lejos y que no pudieran regresar cada año a trabajar sus tierras lo que a muchos terminaba arruinándolos. A esto había que añadir que en el año 220 a. C el Senado había aprobado una ley que prohibía el comercio a los senadores ¿por que? En una obra publicada en 1798 con el título de "Del Comercio de los romanos ,desde la primera guerra con Cartago hasta Constantino el magno "  del escritor español Antonio Zacarías de Malcorra leemos que  el Senado pensó que el comercio "habría podido debilitar el el vigor del ánimo y los sentimientos elevados , orgullosos y feroces que formaban el carácter de la nación y para impedirlo se promulgó una ley que prohibía expresamente a los patricios el comercio dejando esta actividad a la plebe" 

Fuera por esa u otra razón, a partir de ese momento enriquecerse a través del comercio se contempla como una actividad no sólo indigna sino también ilegal para los patricios mientras que se consideran formas dignas de ganar dinero para los nobles romanos las riquezas que se obtienen a través de los botines de guerra o  las derivadas de la propiedad y administración de las tierras. En cuanto al desempeño de los cargos públicos estos no solo no estaban remunerados sino que suponían gastos,si bien la corrupción estaba muy extendida y en ellos era fácil enriquecerse por otros medios. Esta ley sería  uno de los factores causantes de la creciente desigualdad entre patricios y plebeyos y, sobre todo, entre grandes y pequeños propietarios.Por un lado los pequeños propietarios rurales, como ya hemos visto, eran los mismos que engrosaban las filas del ejército romano . Al pasar cada vez más tiempo fuera y no poder atender sus propiedades  se arruinan y se ven forzados a venderlas a bajo precio para marcharse a la ciudad en busca de otros trabajos. Estas fincas ¿quien las compra? En efecto los patricios romanos que al no poder comerciar invierten sus capitales en la compra de tierras y comienzan a formarse enormes latifundios . Aunque el escritor y periodista italiano Indro Montanelli (1909-2001) no puede ser considerado un historiador de referencia sobre Roma, creo que esta explicación contenida en su "Historia de Roma"  de la situación  de la República durante el siglo II a. C después de la Segunda Guerra Púnica nos permite entender mejor lo que he intentado explicaros ."La urbe -escribe Montanelli-  digería mal el inmenso imperio que con tanta rapidez había engullido. El trigo de Sicilia, de Cerdeña, Hispania y África, volcado en sus mercados a bajo costo con  el trabajo gratuito de los esclavos  estaba llevando a la ruina económica a aquella Italia rústica de pequeños y medianos propietarios. No pudiendo soportar la competencia ,procedían a vender sus modestas fincas que quedaban absorbidas  en los latifundios".


Aunque es un tanto esquemático y además está en inglés, no he encontrado otro que represente la expansión de Roma a lo largo del siglo II a. C. En color verde podemos ver los territorios que controlaba  Roma después de su victoria sobre Cartago en la Segunda Guerra Púnica en 201 a. C y en color naranja los territorios  que fue incorporando hasta el 100 a. C. Plutarco cuenta como a medida que fuero ampliando sus territorios , las nuevas tierras conquistadas pasaron a formar parte del Ager Publicus, las tierras públicas que fueron arrendadas a los ciudadanos más pobres, pero pronto la codicia hizo que tuvieran  que tomarse medidas para evitar que los pequeños propietarios se vieran despojados de sus tierras por parte de los más ricos. Así lo describe Plutarco
"Los romanos  de todas las tierras que por la guerra ocuparon a los enemigos , vendieron una parte , y declarando pública la otra, la arrendaron a los ciudadanos pobres y menesterosos por una moderada pensión, que debían pagar al Erario. Pero empezaron los ricos a subir las pensiones, y como fuesen  dejando sin tierra a los pobres , se promulgó una ley que no permitía cultivar más de quinientas yugadas de tierra(se refiere a las Leyes Licinias del 367 a.C) . Por algún tiempo   contuvo esta ley la codicia, y sirvió de amparo a los pobres para permanecer en sus arrendamientos y mantenerse en la suerte que cada uno tuvo desde el principio"
Pero en el siglo II a. C de nuevo la  historia se repetiría y los pequeños propietarios volvieron a quedarse progresivamente sin sus tierras a causa de las deudas, como iremos viendo a lo largo de esta historia
(Imagen procedente de www.zonu.com )

Y esos mismos pequeños propietarios que vendían sus tierras y marchaban a la ciudad veían como la llegada de miles de esclavos procedentes de los diferentes lugares donde  las legiones romanas iban conquistando  nuevos territorios, les volvían a cerrar  el paso para tratar de ganarse la vida. Vuelvo a las palabras de Montanelli "En la ciudad , los esclavos suministraban la mano de obra en los talleres de los artesanos,en las oficinas, en los bancos , en las fábricas , condenando a la desocupación y a la indigencia a los ciudadanos  que antes estaban empleados en ellos" De ésta forma se empobrecían tanto los pequeños propietarios rurales que habían vendido sus fincas y que ahora no encontraban trabajo en la ciudad como los propios ciudadanos que antes desempeñaban diferentes oficios  en la ciudad y ahora se veían desplazados por los esclavos. Salvando las distancias de tiempo y sociedad lo podríamos comparar a la progresiva sustitución de la mano de obra  humana por robots  en el siglo XXI. Los esclavos serían los robots de aquella Roma en expansión, una Roma que después de controlar la Península Italiana y ser la potencia dominante en el Mediterráneo Occidental se imponía ahora a una de las grandes potencias del Mediterráneo Oriental, el Reino de Macedonia, aquel del que habían sido reyes  Filipo II(382-336 a.C) y su hijo Alejandro Magno (356-323 a.C), fundador del mayor imperio que había conocido hasta entonces la humanidad. Gobernado por Filipo V de Macedonia (238--179 a. C), se había aliado con Cartago contra Roma durante la Segunda Guerra Púnica . Terminada ésta, Roma recibió una petición de ayuda de la isla de Rodas y de la ciudad de Pérgamo , situada en Asia Menor en la costa de la actual Turquía,  para que impidiera los abusos que Macedonia estaba cometiendo en esta región del Mediterráneo. 


Map Macedonia 200 BC-es.svg
Situación de Grecia hacia el 200 a. C, justo después de la derrota de Cartago en la Segunda Guerra Púnica, en la que Macedonia había sido aliada de los púnicos frente a Roma, en la que es considerada como la Primera Guerra Macedónica. En esos momentos se encuentra en el poder el rey Filipo V de Macedonia que gobierna sobre el territorio que podéis ver en color naranja , En 201 a. C emprendía una política de expansión en Asia Menor que le conduciría a ocupar la ciudad de Mileto y a rodear la isla de Samos . El Reino de Pérgamo y la isla de Rodas unieron sus fuerzas para frenar el avance de los macedonios  que llegaron a atacar las fronteras de Pérgamo aunque finalmente lograron rechazar la ofensiva de Filipo V. Sin embargo, sabían que Macedonia volvería a intentarlo por lo que tanto Rodas como Pérgamo solicitaron la ayuda de Roma que liberada de su preocupación por Cartago  ahora veía con interés esta oportunidad que se le presentaba de aumentar su influencia en el Egeo. Aceptó la petición de ayuda de Pérgamo y Rodas y  se enfrentó a Macedonia en la Segunda Guerra Macedónica que se prolongó entre el 200 y el 196 a. C , concluyendo con la victoria de Roma que obligó a Macedonia a renunciar a sus aspiraciones de aumentar territorios en Grecia y convirtió a la República de Roma en la nueva potencia dominante también en el mundo griego. Décadas después, tras la muerte del rey Atalo III de Pérgamo en 133 a. C entregaría en herencia su reino a Roma  que así veía incrementar su territorio y sus riquezas sin tener que luchar por él
(Imagen procedente de   https://es.wikipedia.org )


  

Roma , viendo una oportunidad de aumentar su influencia en Grecia, exigió a Macedonia que abandonara sus pretensiones sobre Grecia . Después de no llegar a un acuerdo con los macedonios ambas potencias se enfrentaron  en la que se llamaría la Segunda Guerra Macedónica (la primera tuvo lugar al mismo tiempo que la Segunda Guerra Púnica)  que culminaría con la completa derrota de las fuerzas de Filipo V frente a las tropas romanas en la batalla de Cinoscéfalas en 197 a. C.  Tras ésta derrota los macedonios abandonan  Grecia.  y un año después el cónsul romano Tito Quincio Flaminino  se encuentra presente en la inauguración de los Juegos  Istmicos , que tenían lugar cada dos años en el mes de marzo y junto al istmo de Corinto, de ahí su nombre. Aprovechando la inauguración de estos juegos Flaminino  proclama la libertad de todos los griegos  y anuncia el fin de la hegemonía de Macedonia, pero en realidad los griegos estaban cambiando un amo por otro, porque a partir de ahora  Roma pasaba a ser también la principal  potencia del Mediterráneo Occidental. . Aún habría una Tercera Guerra Macedónica entre 171 y 167 a. C  donde las legiones romanas vuelven a derrotar al nuevo rey macedonio, Perseo I (hacia 212-165 a. C) , significando la desaparición del Reino de Macedonia  que es dividido por Roma en cuatro repúblicas autónomas. Esta  situación de imparable crecimiento de las fronteras exteriores de Roma y de larvada crisis social en su interior, con una creciente desigualdad entre  una gran masa del pueblo cada vez más empobrecida y una pequeña minoría patricia cada vez más acaudalada, es la que existía en el momento del nacimiento de nuestros protagonistas  y hora es ya que nos dispongamos a conocerlos.  


Fotografía del busto de Publio Cornelio Escipión "el Africano" (236-183 a.C) que se conserva en el Museo Arqueológico Nacional  de Nápoles y procedente del yacimiento de Herculano una de las ciudades que , como Pompeya, fue sepultada por la erupción del Vesubio del año 79. Escipión el Africano, llamado así por su victoria ante los cartagineses en la batalla de Zama en 202 a. C  en territorio de lo que hoy es Túnez , fue el hombre que salvó a Roma de ser derrotada por el hasta entonces imbatible general cartaginés Anibal Barca. Sin embargo, tuvo muchos enemigos en Roma , En el año 190 a. C su hermano , Lucio Cornelio Escipión (fecha desconocida-183 a.C), derrotó a las tropas del Imperio Seleucida (que podéis  ver en el mapa que tenéis u poco más arriba) gobernado por el rey Antíoco III (hacia 241-187 a.C) y por este triunfo fue recibido como un héroe en Roma , recibiendo el sobrenombre de el Asiático al igual que su hermano era llamado el Africano. Pero los dos hermanos Escipiones tenían un peligroso enemigo , Marco Porcio Catón "el Viejo" (234-149 a.C) un hombre muy conservador y que odiaba a la familia Escipión. Fue el quien promovió la acusación contra  Lucio Cornelio Escipión  por apropiarse de fondos que formaban parte de la indemnización que el rey Antíoco III había pagado a Roma por su derrota. Publio Cornelio Escipión se sintió ultrajado, no era posible que después de haber salvado a Roma de la destrucción ahora levantaran falsas acusaciones contra ellos. Lucio fue  condenado a pagar una fuerte multa y se retiró de la vida política, mientras que Publio Cornelio se libró de correr la misma suerte gracias a la intervención de Tiberio Sempronio Graco que desalentó a los que quisieran continuar aquella injusta persecución. Fruto de esta defensa de los Escipiones, Graco obtendría la mano de una de las hijas de Publio Cornelio, Cornelia Minor (hacia 189-110 a.C),  y de su matrimonio nacerán los protagonistas de esta historia, los hermanos Graco
 (Imagen procedente de www.oronoz.com )




Ya conocimos en la primera parte a Publio Cornelio Escipión "el Africano" (236-183 a.C), el hombre que llevó a Roma a la victoria sobre Cartago en la Segunda Guerra Púnica, el único que fue capaz de enfrentarse y derrotar a Aníbal Barca (247-183 a.C) en la crucial batalla de Zama en 202 a. C.  Pertenecía a la noble familia de los  Escipiones, una de las ramas de la familia de los Cornelios, y estaba casado con Emilía Tercia (hacia 230-hacia 162 a. C) , hija a su vez del cónsul y general romano Lucio Emilio Paulo que murió en 216 a. C luchando contra Aníbal en la batalla de Cannas.. Fruto de éste matrimonio nacerían tres hijo, un varón , llamado como el padre Publio Cornelio Escipión y dos hijas, Cornelia Mayor y Cornelia Minor (hacia 189-110 a.C). Ella es la que nos ocupa ahora. Su padre , Publio Cornelio Escipión "el Africano muere en 183 a. C .Años después, hacia 172 a. C, Cornelia contrae matrimonio con Tiberio Sempronio Graco (210-150 a. C) que sería cónsul en dos ocasiones. Fruto de éste matrimonio nacerían doce hijos, aunque sólo tres de ellos llegarían a la edad adulta. Una niña,  Cornelia Sempronia (hacia 170-hacia 101 a. C) y dos varones , nuestros protagonistas, Tiberio Sempronio Graco (hacia 164-133 a. C) y Cayo Sempronio Graco (154-121 a. C). El historiador griego  Plutarco (hacia 46-120) escribe en la semblanza biográfica de ambos hermanos incluida dentro de su obra "Vidas Paralelas" en las que va comparando por parejas a una personalidad destacada de Roma y a otra de Grecia, escribe sobre el padre  de los hermanos Graco esta historia con ribetes fantásticos  pues en ella aparecen incluso una pareja de dragones, pero en la que también se encuentran los datos biográficos que os acabo de contar "Dícese que cogió una vez una pareja de dragones sobre su lecho  y que, habiendo examinado  los agoreros este portento, no dejaron que se diera muerte a los dos , ni que los dos quedaran, sino que se eligiera a uno, en la inteligencia de que , si se mataba el macho , esto anunciaba la muerte de Tiberio, y si la hembra, sería Cornelia; y , finalmente, que amando mucho Tiberio a su mujer, y juzgando que era más conveniente morir él primero , por tener más edad, pues Cornelia era todavía bastante joven, mató de las serpientes al macho y dejó la hembra , y después, al cabo de poco tiempo, murió dejando doce hijos tenidos con Cornelia"


"Cornelia rechaza la corona del rey Ptolomeo  , obra realizada en 1646 por el pintor francés Laurent de La Hyre (1606-1656) y que recoge el episodio que nos ha transmitido Plutarco cuando la hija de Publio Cornelio Escipión el Africano, y madre de Tibero y Cayo Sempronio Graco , que había quedado  viuda tras la muerte de su esposo Tiberio Sempronio Graco, rechaza la propuesta de matrimonio del rey de Egipto, Ptolomeo VIII(182-116 a.C),  para poder cuidar y educar a sus hijos en Roma. Los romanos se referirían a ella siempre con admiración como Cornelia, la madre de los Graco, el ejemplo de todas las virtudes que debía reunir la mujer romana
(Imagen procedente de https://en.wikipedia.org)

A Cornelia, que con el tiempo se convertiría en un modelo a imitar de como debía ser una matrona romana,  la dedica  Plutarco elogiosas palabras  "Encargada ésta de la casa y de los hijos , se mostró tan prudente, tan amante de sus hijos y tan magnánima , que entendieron  todos no haber errado Tiberio en anteponer su muerte a la de semejante mujer" También refiere Plutarco que era tal el amor que  Cornelia sentía por sus hijos  que rechazó la petición de matrimonio  nada menos que del rey de Egipto Ptolomeo VIII (182-116 a. C)  "y permaneció viuda - escribe Plutarco- perdió todos los demás hijos a excepción  de una hija,  y los dos hijos, Tiberio y Cayo, a los que dio tan esmerada crianza , que con ser, a confesión de todos , los de mejor índole entre los romanos, aun parece que se debió más su virtud a la educación que a la Naturaleza " Cornelia seria recordada  por los romanos como Cornelia, la madre de los Graco. Avanzando en el tiempo en 146 a. C uno de los miembros de la familia de los Escipiones y que se convertiría en el jefe de la familia, Publio Cornelio Escipión Emiliano (185-129 a.C) , conquista Cartago  y la ciudad queda arrasada.. Terminaba así la Tercera Guerra Púnica y Cartago desaparecía de la historia . Este Publio Cornelio Escipión Emiliano contraerá matrimonio con la hija de Cornelia y hermana de los Graco,  Cornelia Sempronia. Los hermanos Graco, separados por nueve años de diferencia, eran bastantes diferentes entre si , como nos cuenta Plutarco "En primer lugar , en las facciones del rostro, en el mirar y en los movimientos, Tiberio era dulce y reposado, y Cayo fogoso y y vehemente"  a la hora de hablar en público Tiberio  "permanecía sosegado en el mismo sitio" mientras que Cayo "fue el primero que empezó a dar pasos en la tribuna y a desprenderse de la toga del hombro" En cuanto a su estilo de oratoria  el de Cayo  "era acalorado y cargado de afectos, con tendencia lo terrible" en tanto que el de Tiberio  era  "más dulce y más propio para mover a la compasión"


En este mapa vemos la situación al comienzo de la Tercera Guerra Púnica en el 149 a.C  que se prologaría durante tres años. En color rojo los territorios controlados por Roma y en verde los dominios de Cartago que casi se había visto reducida a la ciudad . Sabiendo que no podrían vencer a Roma , los cartagineses trataron por todos los medios de impedir la guerra e incluso llegaron a rendirse incondicionalmente  . Entregaron a trescientos hijos procedentes de las principales familias de la ciudad , entregaron su flota , las armas de asedio  y aceptaron todas las condiciones de Roma, pero los romanos estaban decididos a acabar con Cartago y le presentaron una exigencia que los cartagineses no podían cumplir, abandonar Cartago y trasladar la ciudad a un nuevo emplazamiento a quince kilómetros tierra adentro .  Los cartagineses ya no podían ceder más y se dispusieron a soportar un ultimo y largo asedo que se prolongaría durante tres años que culminó en la primavera de 146 a.C en un asalto en el que participó Tiberio Sempronio Graco del que Plutarco  nos cuenta que fue el primer romano e poner su pie e lo alto de las murallas cartaginesas. Tras la derrota la ciudad fue destruida hasta los cimientos, se aró el terreno por espacio de diecisiete días y se habría ordenado arrojar sal sobre lo que quedaba para que nada volviera a crecer allí. Tal vez esto último no sea más que un adorno de la historia pero es un símbolo  del odio que los romanos habían conservado por aquella ciudad que poco más de medio siglo antes había puesto  la existencia de Roma en peligro
(Imagen procedente de www.historialuniversal.com )    

En lo que se refería a sus costumbres Tiberio era "parco y sencillo" y Cayo  "si se le comparaba con los demás, sobrio y austero, pero mirada la diferencia con su hermano,  lujoso y delicado" Pero al margen de estas diferencias en el carácter y la oratoria, los dos hermanos compartían lo más importante "la fortaleza contra los enemigos, la justicia con los súbditos , la actividad en los cargos y la continencia en los placeres era en ambos una misma"  El primero en entrar en la vida pública  por razones de edad fue Tiberio Sempronio Graco  que ya en el año 146 a. C había participado  a las órdenes de Publio Cornelio Escipión Emiliano en la Tercera Guerra Púnica y se distinguió por su valor en el asalto a las murallas de la ciudad   de las que Plutarco nos cuenta que fue el primero en escalarlas   "Se aventajó a todos los jóvenes en disciplina y en valor, y fue el primero que trepó al muro enemigo,. Así, mientras estuvo presente , tuvo el amor de los soldados , y después de haber partido del ejército fue muy sentida su ausencia" A continuación serviría como cuestor , magistrado  encargado de la administración de los fondos públicos , en Hispania bajo las  órdenes del cónsul Cayo Hostilio  Macino "el general más desgraciado de todos los romanos" según Plutarco. Hostilio había sido enviado en 140 a. C a Hispania para aplastar la rebelión de los numantinos , un pueblo celtíbero que  se había levantado contra Roma y al que sucesivas expediciones romanas no lograron doblegar. Hostilio disponía de cuarenta mil hombres pero no sólo fracasó en su intento de ocupar  Numancia, defendida por cuatro mil hombres, sino que además se vio rodeado por sorpresa por sus fuerzas. Hostilio trató de negociar la paz pero los numantinos exigieron que su interlocutor fuera Tiberio Sempronio Graco  en el que confiaban más que en el cónsul "Tiberio -escribe Plutarco- entró con ellos en pláticas, y ora haciendo recibir unas condiciones, ora cediendo en otras, concluyó un tratado por el que salvó notoriamente a veinte mil ciudadanos romanos, sin contar los esclavos"


Reconstrucción actual de como debían ser las murallas de la ciudad celtíbera de Numancia, situada en la actual provincia española de Soria, y que tantos quebraderos de cabeza daría a los romanos que una y otra vez se estrellaban con la fiera resistencia de los numantinos como en la campaña dirigida por Cayo Hostilio Macino, donde con un ejército muy superior, unos 20.000 hombres, fue derrotado por los 4000 defensores de la ciudad, que llegaron a rodear al ejército romano y ponerlo e peligro de ser aniquilado si no hubiera sido por la habilidad negociadora de Tiberio Sempronio Graco. Numancia sería tomada en el 133 a. C por el vencedor de Cartago, Publio Cornelio Escipión Emiliano, pero esa es una historia que en su día merecerá un artículo del Mentidero dedicado sólo a ese episodio de la historia
(Imagen procedente de https://es.wikipedia.org )


Pero a pesar de su éxito en la negociación con los numantinos y a que su habilidad diplomática  había salvado al ejército romano, a su llegada a Roma el Senado quiso juzgarle por considerar que aquella había sido una rendición humillante y se negaron a ratificar el acuerdo de paz, pero el pueblo de Roma y los soldados que habían tomado parte en la campaña salieron en defensa de Tiberio evitando que se pudiera tomar ninguna medida contra él. Así nos lo cuenta Plutarco "Luego que volvió a Roma, aquel tratado se miró como ofensivo e ignominioso a la República, y fue por lo tanto puesto en examen y objeto de acusación; pero los deudos y amigos de los soldados, que eran una gran parte del pueblo, poniéndose alrededor de Tiberio, imputaron al general todo lo que el suceso había tenido de afrentoso, y atestiguaron que por él se habían salvado tantos ciudadanos" Libre de toda culpa Tiberio Sempronio  observó la situación que se estaba viviendo en la República y se dio cuenta de la gravedad de la situación. Ya os he contado antes el proceso por el que los ricos se estaban haciendo cada vez más ricos acaparando nuevas  tierras,  mientras que los pequeños propietarios perdían sus tierras y se convertían en nuevos pobres. También sabemos que en virtud de las Leyes Licinias del 367 a. C   "se limitaba la ocupación de la tierra y prohibía que nadie poseyera más de quinientas yugadas" (cuatro yugadas equivalían aproximadamente a una hectárea que a su vez viene a ser la superficie de un campo de fútbol), lo que era un intento de poner coto a la codicia  de los grandes latifundistas . Las nuevas tierras conquistadas eran declaradas "ager publicus" , expresión latina que significa tierra pública, y que según nos cuenta Plutarco "la arrendaron a los ciudadanos pobres y menesterosos por una moderada pensión que debían pagar al Erario"


"Cornelia , madre de los Graco, señalando a sus hijos" obra realizada en 1785 por la pintora suizo-austriaca Angelica Katharina Kauffman (1741-1807). Entre ambos hermanos había nueve años de diferencia lo que propició  que el mayor , Tiberio Sempronio Graco , se adelantara en su una década a su hermano en la irrupción en la vida pública , pero  su hermano Graco  defendería lo mismo por lo que había luchado su hermano ,una distribución más justa de las tierras y de la riqueza  que fuera cerrando el abismo de desigualdad  que dividía a la sociedad de la República de Roma  ya que eran conscientes que si las riquezas obtenidas por la continua expansión de Roma no se repartían entre los ciudadanos y sólo beneficiaban a una minoría cada vez más rica, la República terminaría por naufragar
Imagen procedente de grupobonadea.blogspot.com )

Entonces, si por las Leyes Licinias los patricios ricos  tenían   prohibido acaparar  más tierra por encima de las quinientas yugadas ¿cómo se formaron estos latifundios? Ya sabéis ese dicho de "hecha la ley, hecha la trampa" y Plutarco nos lo explica "Los vecinos ricos empezaron a hacer que bajo nombres supuestos(es decir, mediante el uso de testaferros, personas que prestan su nombre para negocios que en realidad son realizados por otras personas) se les traspasaban los arriendos , y aun después lo ejecutaron abiertamente por sí mismos (violando sin pudor las Leyes Licinias , comprando a bajo precio las tierras de los campesinos arruinados a causa de los largos períodos de tiempo que pasaban en las campañas militares  que les impedía el cuidado de sus propiedades)" Esto tenía graves consecuencias porque , como nos sigue contando Plutarco "Desposeídos los pobres , ni se prestaban de buena voluntad a servir en los ejércitos, ni cuidaban la crianza de los hijos , y se estaba en riesgo de que la Italia toda se quedara desierta de población libre y se llenara de calabozos de esclavos, como los de los bárbaros; porque  con ellos (los esclavos) labraban la tierra los ricos , excluidos los ciudadanos" En resumen, Roma se estaba convirtiendo en un gigante con pies de barro, con una minoría , los patricios, cada vez más ricos, y una mayoría, desde los ciudadanos plebeyos de Roma a los pequeños propietarios rurales, cada vez más pobre y sin horizontes de mejora. Tiberio Sempronio Graco veía todo esto  y era consciente de que había que tomar medidas para evitar que la desigualdad siguiera creciendo y terminara por arruinar la República. En este sentido creo que más que considerar a Tiberio Sempronio un revolucionario, habría que verlo como un conservador consciente de la realidad, ya que lo que quería era conservar el sistema político, la República, pero procurando que el reparto de la riqueza fuera más equitativo y se distribuyera entre toda la sociedad y no se limitara a beneficiar a unos pocos ¿No encontráis parecido con muchas situaciones que se viven en el mundo actual?


Scipion Emilien et Polybe devant les ruines de Carthage après la destruction de la ville.jpg
Grabado realizado por  el pintor holandés Jacobus Buys (1724-1801) que representa a Publio Cornelio Escipión Emiliano , vencedor en Cartago y en Numancia, junto al historiador griego Polibio (hacia 200-118 a. C) , que fue tutor del general, visitando las ruinas de Cartago. El general era el jefe de la familia de los Escipiones y cuñado de los hermanos Graco ya que estaba casado con la hermana de Tiberio y Cayo, Cornelia Sempronia, pero aunque no participó activamente en las disputas que tenían lugar en Roma a causa de las leyes impulsadas por Tiberio Sempronio, no le apoyó  en ningún momento, mostrando su simpatía por sus detractores  y llegaría a expresar su satisfacción por la muerte de su cuñado lo que le ganó el rechazo de los ciudadanos de Roma
(Imagen procedente de  https://it.wikipedia.org )

En 133 a. C  Tiberio Sempronio era elegido como uno de los Tribunos de la Plebe y desde esta magistratura se dispuso a promulgar leyes que revirtieran esta situación.Ya antes hubo un intento de reformar las leyes agrarias protagonizado por otro patricio, Cayo Lelio (188 a.C-fecha desconocida) , amigo personal del vencedor de Cartago en la Tercera Guerra Púnica,  Publio Cornelio Escipión Emiliano, que había sido tribuno de la plebe en 151 a.C y cónsul en 140 a.C , "pero encontró tan gran oposición entre los poderosos - escribe Plutarco- que temiendo una sedición , desistió de su empresa" Pero Tiberio Sempronio estaba dispuesto a desafiar  la oposición de los ricos terratenientes  y después de hacer un viaje por la Toscana e Hispania "viendo la despoblación del país  y que los labradores y pastores eran esclavos y bárbaros, concibió ya la primera idea de una ley que fue para ellos (para los hermanos Graco) el manantial de infinitos males" y señala Plutarco que en ésta iniciativa  fue animado por el pueblo "acalorando y dando impulso a su ambición por medio de carteles, que aparecían fijados en los pórticos , en las murallas y en los sepulcros , animando  a que restituyera a los pobres las tierras del público" Así propuso una nueva Lex Agraria (Ley Agraria) que permitiera un reparto más justo de las tierras, pagando un precio a los grandes terratenientes por aquellas tierras que habían ocupado ilegalmente, y repartiéndolas entre los ciudadanos más pobres, subrayando la injusticia inherente a aquel acaparamiento de las tierras por la clase dirigente y en el uso de esclavos que arruinaban a los pequeños propietarios, cuando tanto las tierras conquistadas como los esclavos se debían a aquellos mismos ciudadanos que luchaban y entregaban sus vidas sirviendo en las legiones para , a su regreso, encontrar la ruina y la pobreza. Escribe Plutarco que lejos de ser una ley revolucionaria "no pudo haberse escrito una ley más benigna y humana contra semejante iniquidad y codicia;  pues cuando parecía justo que los culpables pagaran la pena de la desobediencia, y sobre ella sufrieran la de perder las tierras que disfrutaban contra las leyes, sólo de disponía que, percibiendo el precio de lo mismo que injustamente poseían, dieran entrada a los ciudadanos indigentes"   


Grabado de Tiberio Sempronio Graco  realizado por el impresor francés  Guillaume Rouille (hacia 1518-1589). Plutarco recoge este fragmento del discurso de Tiberio Sempronio cuando , desde la tribuna, se dirigió a los cuidados de Roma para defender la necesidad  de repartir tierras entre los pobres después de su regreso de un viaje por la Toscana e Hispania en la que había visto el estado de abandono de sus campos y la pobreza de sus habitantes, los mismos que habían construido la gloria de Roma combatiendo en las legiones:
"Las fieras que discurren por los bosques de Italia, tienen cada una sus guaridas y sus cuevas; los que pelean y mueren por Italia solo participan del aire y de la luz, y de ninguna otra cosa más, sino que, sin techo y sin casas, andan errantes con sus hijos y sus mujeres; no dicen verdad sus caudillos  cuando en las batallas exhortan  a los soldados  a combatir contra los enemigos por sus aras y sus sepulcros, porque  un gran número de romanos no tiene ara , patria ni sepulcro de sus mayores , sino que por el regalo y la riqueza ajena pelean y mueren, y cuando se dice que son señores de toda la tierra, ni siquiera tienen un terrón de tierra propio"
(Imagen procedente de https://it.wikipedia.org )   



Tiberio Sempronio contaba con el apoyo de parte del Senado, con figuras como Apio Claudio Pulcro ,suegro de Tiberio Sempronio pues el tribuno estaba casado con una de las hijas de Apio, como el cónsul en aquel año de 133 a. C , Publio  Mucio Escévola (fecha desconocida - 115 a.C) o como  Publio Licinio Craso(hacia 180-130 a.C) , hermano de Publio Mucio Escévola  y cuya hija estaba casada con el hermano pequeño de Tiberio Sempronio, Cayo Sempronio Graco, es decir, formaban casi una facción familiar en la que todos guardaban algún tipo de parentesco. Pero frente a este partido favorable a la ley de Tiberio Sempronio también se formó un poderoso partido contrario a la reforma  que trató de presentar a Tiberio Sempronio como un revolucionario que quería poner patas arriba al Estado "los ricos y acumuladores de posesiones - escribe Plutarco - mirando por codicia con encono a la ley, y por ira y tema a su autor, trataban de seducir al pueblo, haciéndole creer que Tiberio quería  introducir el repartimiento de tierras con la mira de mudar el gobierno y de trastornarlo todo" Pero la elocuencia de Tiberio se ganó el favor de los ciudadanos y los patricios contrarios a la ley no se atrevieron a oponerse directamente. Entonces los patricios decidieron cambiar de táctica y recurrir  a otro de los tribunos de la plebe de aquel año, Marco Octavio, que era amigo personal de los Graco "Acudieron a Marco Octavio -relata Plutarco -  uno de los tribunos de la plebe , joven grave y modesto en sus costumbres, y amigo íntimo de Tiberio Semprono; así que al principio, por respeto a él (a su amigo Tiberio Sempronio) , había cedido, pero , por fin, rogado e instado por muchos y de los más principales, casi por fuerza se opuso a Tiberio y desechó la ley" Esto despertó la ira de Tiberio Sempronio que en ese momento renunció a aquella ley moderada y  propuso otra mucho más radical que suponía la inmediata confiscación de las tierras de los grandes terratenientes para ser repartidas  entre los pobres  . Esto a su vez aumentó el rechazo de los ricos dueños de las tierras que "ocultamente acechaban a Tiberio, y aun habían llegado a tener pagados asesinos"

Cuando llegó el día en que había que proceder a la votación de la ley relata Plutarco que "los ricos quitaron las urnas , y este incidente produjo un grandísimo alboroto" Seguros de que los comicios votarían masivamente a favor de la ley agraria,  los grandes terratenientes no estaban dispuestos a poner la aprobación de la ley en manos del pueblo. Tiberio Sempronio y sus seguidores podían utilizar la fuerza para sacar la ley adelante pero eso supondría un enfrentamiento directo con gran parte del Senado y las consecuencias serían imprevisibles ¿se revolucionaría el pueblo?¿cómo responderían los patricios al verse acorralados? "Varones consulares se dirigieron a Tiberio - escribe Plutarco - y tomándole la mano le rogaban con lágrimas que se contuviera" y le piden que no utilice la violencia y se dirija con la ley directamente al Senado. Tiberio Sempronio los escucha y la lleva al Senado, pero, como era de esperar, los senadores rechazan la ley. No había más salida que forzar la votación y para ello debía sacar de la partida a Marco Octavio, su amigo y, que desde su puesto de tribuno de la plebe había desechado la ley. Para ello Tiberio Sempronio "echo mano de un medio nada legal ni pacífico , cual fue el de privar del tribunado a Octavio" Antes de llegar a ese extremo Sempronio trató de convencer a su amigo , pero ante su negativa e preparó una ley para  expulsarlo de la magistratura, pero incluso cuando los ciudadanos estaban votando la ley, a la vista de todos, Tiberio Sempronio  trató una vez más de persuadir a Octavio para que diera marcha atrás y permitiera que la Ley Agraria salidera adelante . Pero Octavio  siguió sin ceder . Plutarco nos describe la escena en la tribuna , a la vista de todos los que estaban votando en ese momento la expulsión del tribunado de Octavio "Dícese que estos ruegos y súplicas no los escuchó Octavio, enteramente inmóvil y sereno , sino que se le le llenaron los ojos de lágrimas y estuvo en silencio largo rato. Pero luego que miró a los ricos y a los poseedores de tierras que le tenían rodeado , es de creer que de vergüenza y temor a lo que estos dirían, se resolvió a todo trance, y dijo con entereza a Tiberio que hiciera lo que gustase"  


Tiberio Sempronio Graco expulsa a Octavio.jpg
No hay demasiado material gráfico sobre este episodio de la historia de Roma. En este grabado del que o he podido encontrar  el autor,  se recoge el momento en que Marco Octavio es expulsado de la tribuna por orden de Tiberio Sempronio Graco tras haber sido despojado de su magistratura como tribuno de la plebe . Plutarco nos describe  así éste episodio
"Mandó Tiberio a uno de sus libertos que echara a Octavio de la tribuna ,porque se valía de sus libertos como de ministros , y esto hizo más digno de compasión el suceso de Octavio, al ver que se le echaba con ignominia. Más el pueblo  aún arremetió contra él , y acudiendo los ricos y conteniendo a éste, con gran dificultad se salvó Octavio , escabulléndose y huyendo de la muchedumbre, , pero a un fiel esclavo suyo , que se le puso delante como para denfenderle, le sacaron los ojos , con gran pesar de Tiberio , que luego  que tuvo noticia de lo que pasaba acudió al tumulto , corriendo con la mayor diligencia"
La tensión cada vez era más grande en Roma y las palabras comenzaban a dejar paso a la  violencia
(Imagen procedente de http://www.egiptoantiguo.org )   


La votación continuó y así Marco Octavio fue despojado de la magistratura y en ese mismo momento, un grupo de libertos , esclavos que habían sido liberados, leales a Tiberio Sempronio ,se llevaron a Marco Octavio de la tribuna pero la muchedumbre casi lo lincha y a uno de sus esclavos le sacaron los ojos aunque Tiberio Sempronio trató de detener, sin éxito, estos actos de violencia. Lo que había hecho Tiberio Sempronio, privar del tribunado a Marco Octavo , era algo inaudito, ya que la figura del tribuno de la plebe era considerada sacrosanta e inviolable y él acababa de violar ese principio y la propia constitución romana. De todas formas el proceso de votación siguió adelante y también fue aprobada la nueva ley agraria y se nombra a una comisión de  tres miembros para que ponga en marcha la aplicación de la ley. Estos tres hombres eran el propio Tiberio Sempronio Graco, su suegro Apio Claudio Pulcro  y su hermano pequeño, Cayo Sempronio Graco, que en ese momento se encontraba en Hispania a las órdenes de Publio Cornelio Emiliano Escipión , tratando de someter a Numancia. La situación en Roma cada vez era más tensa y los detractores  de Tiberio Sempronio en el Senado se mostraban más agresivos a cada momento. Uno de los líderes de la facción enemiga de Tiberio Sempronio, era Publio Cornelio Escipión Nasica (183-132 a.C), hijo de Cornelia la Mayor, hermana de Cornelia la Menor, madre de Tiberio Sempronio, por lo que este Escipión Nasica era primo de Tiberio Sempronio. Pero los lazos familiares no suavizaban las diferencias entre tío y sobrino y Nasica no dejaba de intrigar contra su sobrino entre otras cosas porque, como relata Plutarco, "era el que más tierras poseía de las del público, y llevaba muy a mal que se le precisara a dejarlas"  En ese estado de cosas  se produce la muerte de uno de los amigos más cercanos de Tiberio Sempronio y no tarda en extenderse la sospecha de que ha sido envenenado por orden de Nasica y sus seguidores . Presintiendo que en cualquier momento el muerto puede ser él, Tiberio Sempronio "Se mudo las vestiduras y presentando a sus hijos, pedía al pueblo que se encargara de ellos y de su madre, considerándose ya perdido".

En ese momento llega a Roma la noticia de la muerte del rey Atalo III de Pérgamo, una ciudad y un reino situado en la costa de Asia Menor, en la actual Turquía. El que sería el último monarca de Pérgamo había legado en su testamento el reino y sus tesoros a Roma. Al momento  Tiberio Sempronio se dirige a la multitud y "propuso una ley para que, llegando que fuera el gran caudal heredado , sirviese a los ciudadanos a quienes habían tocado tierras, para adquirir  los enseres y utensilios de la labor; y acerca de las ciudades de aquel reino de Atalo, dijo que no debía el Senado tomar providencia alguna, sino que él manifestaría su modo de pensar al pueblo" Los senadores, como podéis imaginar, no estaban dispuestos a aceptar que las riquezas procedentes de aquella herencia  fueran distribuidas entre el pueblo, y  no tardaron en acusar a Tiberio Sempronio  de querer convertirse en rey y le echaban en cara la ignominiosa expulsión del tribunado de Marco Octavio, algo de lo que el propio Tiberio Sempronio también se sentía culpable pues era consciente que había actuado en ese hecho contra la ley.  Pero haciendo uso de su elocuencia , Tiberio Sempronio se defendió de esta acusación dirigiéndose a los ciudadanos con estas palabras "Que un tribuno es sacrosanto e inviolable , a causa de que se consagra al pueblo y es del pueblo defensor; más si cambiando de conducta ofende al pueblo, disminuye su poder, y le priva de votar, él mismo es quien se despoja de su dignidad, no haciendo aquello para que fue elegido" Es decir, si un representante del pueblo no cumplía con lo que se consideraba  su deber, era legítimo que fuera destituido de su magistratura por el mismo pueblo que le había elegido. Llegó el momento de elegir de nuevo  a los tribunos de la plebe para el año siguiente y Tiberio Sempronio presentó de nuevo su candidatura  pero los rumores de que iba a ser asesinado recorren toda la ciudad "Tiberio  - escribe Plutarco - bajó a la plaza y mostrándose abatido , pedía con lágrimas amparo a los ciudadanos; después,diciendo que temía que en aquella noche arrasaran los enemigos su casa y le matasen, de tal modo los inflamó (a los ciudadanos) , que muchos formaron como un campo alrededor de su casa y pasaron la noche haciéndole la guardia".


Mapa del  reino de Pérgamo ( en color naranja) que mantuvo su independencia entre el 241 y el 133 a. C cuando a la muerte en ese año de su rey Atalo III, éste en su testamento legó el reino y todos su tesoros a la República de Roma, un regalo que sería el desencadenante final  de los acontecimientos que acabarían con la vida de Tiberio Sempronio Graco.  En el discurso que Tiberio Sempronio pronunció para justificar  la expulsión del tribunado de Marco Octavio por obstaculizar la entrada en vigor de la Ley Agraria, lo que le era reprochado por sus detractores por considerarlo una violación de la figura intocable y sacrosanta de un tribuno de la plebe , Plutarco cita estas palabras que muestran la fuerza de la oratoria del mayor de los Graco
"No es, pues, conforme a justicia que el tribuno injusto contra el pueblo conserve la inviolabilidad que en favor del pueblo le es dada , porque él mismo destruye la autoridad que le hace poderoso. Y si tienen justamente su autoridad, , porque la mayor parte de las curias le votaron  ¿no se le quitará con mayor justicia todavía si todas votan contra él?"
(Imagen procedente de www.datuopinion.com
A la mañana siguiente, cuando se dirigía hacia el lugar donde continuarían las votaciones, Plutarco relata una serie de malos augurios que le sucedieron a Tiberio Sempronio antes de salir de su casa y ya de camino les sobrecogió a él y sus seguidores que "unos cuervos riñendo  arrojaron una piedra precisamente a sus pies " A nosotros nos puede parecer una tontería, pero los romanos eran muy supersticiosos y esto fue contemplado como el anuncio de una desgracia, pero uno de los amigos de  Tiberio Sempronio, un tal Blosio de Cumar (fecha desconocida - 132 a.C) se dirigió a él con estas palabras que recoge Plutarco "que era grande vergüenza y miseria que Tiberio , hijo de Graco, nieto de Escipión , y el defensor del pueblo romano, por temor de un cuervo, no acudiera adonde los ciudadanos lo llamaban, y que esto, que era vergonzoso, no lo harían pasar por burla los enemigos , sino que lo presentarían al pueblo como un tirano que ya se daba gran importancia" Fuera así o no como se desarrolló la escena, pues parece un tanto adornada por la leyenda que luego rodearía su persona, Tiberio Sempronio continuó su camino junto a sus seguidores y llegó a donde se celebraba los comicios, siempre protegido por sus leales que no dejaban que nadie extraño se acercara a él para evitar intentos de atentado. . Mientras, su primo y jurado enemigo, Publio Cornelio Escipión Nasica, se dirigió al cónsul Publio Mucio Escévola, que ya vimos que era partidario de Tiberio Sempronio, para que "mirara por la República y acabara con el tirano (haciendo referencia a Tiberio Sempronio); como el cónsul respondiera sencillamente que no era su ánimo emplear ninguna fuerza , ni quitar la vida a ningún ciudadano sin ser juzgado"  Indignado, Nasica sale en dirección al Capitolio donde se celebraban las votaciones  arengando a sus seguidores "pues que el cónsul es traidor a la República , lo que queráis venir en socorro de las leyes, seguidme" Y aquí los tenemos  caminando con aire fiero y paso decidido hacia donde se encuentra Tiberio Sempronio "Apartaban a los que se encontraban al paso -nos dice Plutarco - no habiendo ninguno que se atreviera a detenerlos por su autoridad , sino más bien que huían y se pisaban unos a otros" 


Imagen de la actual  Piazza del Campidoglio que se encuentran en la cima la colina Capitolina diseñada por  Miguel Ángel Buonarroti (1475-1564) en 1556  y que se encuentra  sobre el terreno que en la antigua Roma era ocupado por el Capitolio , el centro simbólico de Roma  a cuyos pies se encontraba el Fro  y que albergaba los tres templos más importantes de la ciudad. de Jupiter Optimus Maximus, protector de Roma, el de Minerva, diosa de la Sabiduría  y el de Juno Moneta. . Hacia el Capitolio se dirigía aquella mañana Tiberio Sempronio Graco  pero toda una sucesión de malos augurios parecían anunciar el trágico desenlace de aquel día, tal y como nos lo cuenta Plutarco
"A la mañana , muy temprano,vino con las aves que servían para los agüeros el que cuidaba de ellas, y les echó de comer; pero no salió más que una , por más que el pollero sacudió bien la jaula, y aun ésta no tocó la comida,sino que tendió el ala izquierda , alargó la pata y se volvió a la jaula; lo que le hizo a Tiberio acordarse de otra señal que había precedido. Tenía , en efecto, un caso que usaba  para las batallas, graciosamente adornado y muy brillante , y habiéndose metido en él unas culebras, no se vio que habían puesto huevos y los habían sacado; y por esta razón causó mayor turbación a Tiberio  lo ocurrido con las aves. Iba, sin embargo, a subir, sabiendo que era grande el concurso del pueblo al Capitolio m y al salir tropezó en el umbral , dándose tal golpe en el pie que se le partió la uña del dedo grande y le salía la sangre por el zapato"
Y a continuación sucedió el episodio de los cuervos que ya os he contacto más arriba. Desde luego con tales señales no era un buen día para salir de casa . Posiblemente todas estas señales serían relatadas posteriormente por los testigos para dar mayor brillo al relato de lo que sucedió aquel día
(Imagen procedente  roma.repubblica.it)        

Las intenciones de aquel grupo de hombres eran evidentes "los que eran de su facción (de Nasica) habían traído de casa palos y mazas"  Así irrumpen  en el lugar donde tienen lugar las votaciones  y allí "marcharon contra Tiberio, hiriendo a los que se les ponían delante , y estos fueron los primeros que murieron" y a continuación  le llegó el turno a Tiberio Sempronio, que viendo como se acercaban a él  "dio a huir, y llegó uno a asirle de la ropa; dejó aquel la toga y continuó huyendo en túnica, pero tropezó y cayó sobre algunos de los que murieron antes que él , y al levantarse , el primero que se sabe haberle herido en la cabeza  con el pie de una silla fue Publio Satureyo , uno de sus colegas , y el segundo golpe se lo dio Lucio Rufo, que se jactaba de ello como de una grande hazaña"  Así acababa la vida de Tiberio Sempronio Graco  y de mucho de sus seguidores, pues como señala Plutarco "Al todo murieron más de trescientos golpeados con palos y piedras, y ninguno con hierro"    Y según nos dice el propio Plutarco, era la primera vez desde la expulsión de los reyes en el año 509 a. C , que una disputa política se resolvía en Roma no mediante la negociación sino con el derramamiento de sangre. Hasta tal extremo  llegaba el encono de los seguidores de Nasica, que no consintieron que Cayo Sempronio Graco pudiera hacerse cargo del cuerpo de su hermano sino que "con todos los demás muertos lo arrojaron al río (se refiere al  Tiber) Y aún no acabó aquí ,sino que a sus amigos a unos los proscribieron y desterraron sin juzgarlos, y a otros los prendieron , y les dieron muerte." Lo curioso es que después de éstos sucesos, tal vez por miedo a una rebelión de los ciudadanos  "El Senado, para sosegar al pueblo, como las circunstancias lo pedían, ya no hizo oposición ninguna al repartimiento de tierras, y antes propuso que se eligiera a otro repartidor en lugar de Tiberio" Pero algo se había roto en la República, una fractura cada vez más profunda separaba a los patricios romanos, a los grandes terratenientes , de los plebeyos y de los campesinos arruinados. Nuevas violencias se anunciaban en el  horizonte y un nuevo Graco iba a entrar en escena, Cayo Sempronio Graco, pero eso lo veremos en la tercera y última parte de ésta historia.  


Enlace con la primera parte de La revolución de los Graco: 
http://chrismielost.blogspot.com.es/2015/11/la-revolucion-de-los-graco-primera-parte.html

Enlace con la tercera parte de La revolución de los Graco:
http://chrismielost.blogspot.com.es/2015/11/la-revolucion-de-los-graco-tercera-parte.html

El Mentidero de Mielost en Facebook :
 https://www.facebook.com/ElMentideroDeMielost
Famosos