domingo, 16 de agosto de 2015

SHAKA Y EL REINO DE LOS ZULÚES (PRIMERA PARTE)

Voy a dejar que hoy comience esta historia un anciano de la tribu langeni llamado Mopo que relata un encuentro que marcaría su destino "Nací en la tribu de los Langeni. No éramos muy numerosos; el total de guerreros que estaban en  condiciones de combatir  no pasaba de dos o tres mil hombres pero todos eran muy valientes. Una tarde, cuando era muy pequeño, mi madre me llevó a un corral para ver encerrar a las vacas." Después de hacerlo  se quedan junto a una vaca  la madre descansando junto a su hija y el pequeño Mopo jugando  cuando " De pronto vimos a una mujer que se aproximaba  a nuestro grupo; parecía muy cansada , y sus piernas se movían con dificultad. Llevaba un atado de mantas a la espalda, y de la mano un niño de mi edad , pero más alto y fuerte que yo. La mujer  se dejó caer, agotada, sobre el suelo. "¡Te saludo!" y mi madre contestó "¡Buenas tardes ¿qué buscas?" y la mujer replicó "Comida y una choza donde poder descansar. Vengo caminando desde muy lejos" De nuevo mi madre preguntó "¿Cómo te llamas?¿A qué tribu perteneces?" Y la forastera contestó "Mi nombre es Unandi; soy la esposa de Senzangakhona, de la tribu de los zulúes"  Mopo nos explica que poco tiempo antes había estallado una guerra entre la tribu de los zulúes y la nuestra y Senzangakhona había matado a varios de nuestros guerreros , por eso la madre de Mopo replicó gritando "¡Tú, la mujer de un perro zulú, te atreves a pedirme comida y abrigo!¡Vete, o haré que mis criadas te arrojen a latigazos de éste país"  Pero el joven Mopo tiene un corazón compasivo "A mi esa mujer y ese niño tan cansados me causaban profunda pena. Sin mirar a mi madre , me apoderé de la calabaza que sostenía la mujer  y la llene de agua en un manantial cercano y se la devolví. El hijo de Unandi se apoderó de la calabaza y bebió su contenido sin habérsela ofrecido antes  a su madre. Vació las dos terceras partes de la misma y luego se la tendió a su madre , que bebió con ansiedad. Entonces se acercó  a mí , preguntándome "¿Cómo te llamas, niño?" con la voz del superior que se dirige a un humilde subordinado"

Portada de "La Maldición de Chaka" del escritor británico Henry Rider Haggard  de donde procede el texto con el que he comenzado esta historia. En él Haggard realiza un recorrido novelado por la historia del reino Zulú desde la infancia de Shaka hasta su muerte asesinado en 1828donde ficción y realidad se mezclan en un relato vibrante que te acerca  a la vida del pueblo zulú y a los acontecimientos que iremos conociendo a lo largo de este viaje por el mundo de Shaka aunque, evidentemente, siempre desde el punto de vista de un escritor británico en una época en que los blancos, en el mejor de los casos, tenían una actitud paternalista hacia los pueblos africanos, pero que demuestra también admiración por el genio militar de Shaka
(Imagen procedente de www.lectulandia.com)

A pesar de tener la misma edad, aquel niño forastero tenía algo que lo hacía diferente, intimidante, autoritario, ese carisma característico de los líderes. El joven Mopo responde   "Mi nombre es Mopo" - le dije-  y también le dije que el nombre de mi tribu era Langeni. Entonces él me miró y respondió "Muy bien Mopo; ahora te diré mi nombre. Me llamo Chaka, soy hijo de Senzangakhona y mi tribu se llama Amazulu. También voy a decirte algo más. Hoy soy un niño solamente, y mi pueblo es débil; pero creceré , creceré tanto que mi cabeza se perderá  entre las nubes; todos mirarán hacia lo alto, pero ninguno podrá verme. Mi rostro les deslumbrará , porque ha de brillar como el sol , y mi gente crecer´conmigo hasta devorar el mundo entero. Y cuando sea grande  y mi pueblo poderoso , asolaremos toda la tierra, para que mi nombre sea conocido, y entonces la tribu de los Langeni, a la que vosotros pertenecéis de habernos negado un día comida y albergue a mí y a mi madre" Aquel niño que era ya un hombre , hizo una pausa y continuó dirigiéndose de nuevo a Mopo "Mira bien esta calabaza; por cada gota que sea capaz de contener correrá la sangre de uno de los tuyos. Pero, ya que tú nos diste agua, a ti solamente te respetaré y te haré poderoso bajo mi mando.¡ Juro que tu serás el único al que jamás haré daño, por más males que me causes! Pero en cuanto a esa mujer - y señaló a mi madre -, lo mejor que puede desear es morir pronto ,para  que yo no me vea obligado a enseñarle como en ciertos momentos   la muerte es una bendición. He hablado" Y al pronunciar estas últimas palabras sus dientes se entrechocaron con furia y agitó el palo en el aire, con ademán de amenaza." La madre de Mopo, furiosa, le impreca y sale corriendo hacia el para pegarlo, pero Chaka la espera impasible y con un golpe de su palo la deja tendida en el suelo "Después se echó a reír  y, dando media vuelta, se marchó junto a Unandi".

Fotografía del escritor inglés Henry Rider Haggard (1856-1925), fue el octavo de diez  hijos de un terrateniente  llamado William Meybohm Rider Haggard y de su esposa amante de la literatura y poeta ocasional , Ella Doveton. Con diecinueve años y gracias a las influencias de su padre , en 1875 se convirtió en secretario del recién nombrado gobernador británcio de Natal, la colonia inglesa de lo que luego se convertiría en la actual República de Sudáfrica. Durante sus cuatro años en Sudáfrica  recorrió todo el territorio y conoció de cerca a los diferentes pueblos que la habitaban , en particular a los zulúes.  En 1879 regresaba a Inglaterra , contraía matrimonio con Mariana Louisa Margitson (1859-1943) y después regresa a  Natal  donde pensaba ejercer como abogado  pero el estallido en 1880 de la Primera Guerra Anglo-Bóer (que enfrentaba a los británicos con los colonos de origen neerlandés)  le obligó a regresar a Inglaterra  donde comenzaría su exitosa carrera literaria  que le convertiría en un escritor célebre y adinerado gracias a títulos como "Las minas del rey Salomón"
En el prefacio de "La maldición de Shaka", escrita cuando los zulúes ya habían sido derrotados en la guerra anglo-zulú de 1879,  se refiere con estas palabras a Shaka
"Cuando  Shaka comenzó a destacarse a principios de siglo , no era más que el jefe de una tribu pequeña ; cuando cayó, en el año 1828,todo  África del Sur  estaba a sus pies. Se dice que su marcha hacia el poder  costó la vida a más de un millón de seres. Fue un colosal genio y un demonio, un Napoleón y un Tiberio"  
 (Imagen procedente de grupolagazette.com)

He querido iniciar esta historia sobre el pueblo zulú y su rey Shaka con las palabras del escritor inglés Henry Rider Haggard (1856-1925) al comienzo de su novela "La maldición de Shaka"  donde a través de la voz de Mopo,el niño de la tribu langeni que ,desobedeciendo a su madre, corre a llenar de agua  una calabaza para dar de beber a aquellos dos forasteros agotados , hambrientos y sedientos que eran Shaka y su madre Unandi, nos relata una parte de  la historia del pueblo zulú a lo largo del siglo XIX.  En esos dos párrafos nos introduce en el inicio de una aventura  de un niño y su madre, exiliados  por su pueblo al que regresarán años después con aquel niño convertido en un guerrero y estratega formidable que conduciría a ese mismo pueblo a transformarse en el más poderoso reino africano, con un ejército de decenas de miles de hombres  que a lo largo del siglo XIX desafiaría con orgullo a los colonos bóers y a las tropas de la primera potencia militar de aquel tiempo, el Imperio Británico. No fue la lectura de "La maldición de Shaka" de Haggard mi primer contacto con la vida del gran líder zulú y la historia de su pueblo. Años antes, siendo un niño todavía, me emocioné viendo "Zulú", la película dirigida en 1964 por el realizador estadounidense  Cy Endfield (1914-1995) que contaba entre sus protagonistas al magnífico Michael Caine (1933) en la que relataba un legendario episodio de las Guerra Anglo-Zulú que se desarrolló en 1879, la batalla de Rorke´s Drift., cuando unos cuatro mil zulúes atacaron una estación misionera defendida en aquel momento por alrededor de ciento cincuenta soldados británicos. Aún recuero la impresión que me causó ver las oleadas de aquellos magníficos guerreros de ébano, con sus lanzas y escudos, entonces no sabía que la lanza se llamaba Iklwa y el escudo Umbumbuluzo,  lanzándose contra los soldados británicos, con sus uniformes de deslumbrante color rojo y sus poderosas armas de fuego, mientras el oficial  gritaba "Primera sección, ¡fuego! Segunda sección ¡fuego!" dejando sobre la tierra a centenares de guerreros zulúes que formaban una alfombra de cadáveres que llegaba casi al borde del parapeto tras el que se atrincheraban los británicos. 

Cartel de la película "Zulu" estrenada en 1964  , mi primer contacto con la historia de los zulúes cuando era niño y la vi en televisión , se centra en el episodio de la batalla de Rorke´s Drift que se desarrolló entre el 22 y el 23 de enero de 1879 durante diez horas de intensos combates  alrededor de 150 soldados británicos armados  con los eficaces fusiles Martini-Heny que  había sido adoptado por el ejército británico apenas seis años antes, contuvieron a un ejército zulú de cuatro mil hombres  justo después de que los zulúes hubieran infligido una aplastante derrota a los británicos en la batalla de Isandhlwana que había tenido lugar el mismo día 22 de enero de 1879 por la mañana , convirtiéndose en la primera derrota sufrida por los británicos en África y una de las más sangrientas  en las que perdieron al menos 1300 hombres , más de dos centenares de heridos y medio millar de prisioneros. También la batalla de Isandlwana fue llevada al cine en la película "Amanecer Zulú"  realizada en 1979 , justo un siglo después de que tuviera lugar la batalla, y protagonizada entre otros por Burt Lancaster(1913-1994)  y Peter O´Toole (1932-2013). A lo largo de esta historia nos seremos testigos de estas dos batallas que marcarían la historia del pueblo zulú
(Imagen procedente de www.leninimports.com)

Era un niño y nada sabía entonces de la historia de los zulúes, para mi no era más que una épica película donde los buenos, los ingleses, se defendían de los malos, los zulúes. Así es la mente de los niños, cuando todo se divide en buenos y malos, luego el tiempo se encarga de mostrarte que la realidad casi nunca es tan sencilla. Años después, ya siendo adolescente,  volví a sentirme fascinado por la historia de los zulúes y su rey Shaka,  con la serie británica "Shaka Zulu" de 1986 , que mostraba en parte la otra cara de la historia, la del pueblo zulú, aunque siempre contada por los que fueron sus rivales, los británicos. Y  de nuevo volvía a encontrarme con su historia gracias a  la lectura del libro de viajes "Vagabundo en África" del escritor español Javier Reverte (1944) y  más tarde en   la obra "Sangre de valientes"  del escritor y periodista español Carlos Roca (1965). Y aunque yo carezco de la capacidad de emocionar y  narrar de Haggard, Reverte o Roca quería traer al Mentidero el relato de una historia que yo siempre encontré fascinante, épica y dramática que nos lleva a un tiempo terrible y a la vez casi legendario, aunque ya sabemos que la realidad siempre es más sucia y dolorosa, pues en ella la sangre no es pintura roja y los cuerpos no se vuelven a levantar, se quedan tendidos bajo el sol inclemente africano. Hora es ya de emprender este relato apoyándome principalmente en las obras de Javier Reverte y Carlos Roca y también de la ficción novelada de Haggard que conocía muy bien la historia pues ya en 1875, con apenas diecinueveaños, estuvo trabajando como funcionario bajo las órdenes del gobernador de Natal, la actual República de Sudáfrica, donde conoció a diferentes pueblos africanos y , en especial, a los zulúes, entonces todavía una nación independiente . Pero antes de  ir al tiempo que nos contaba Haggard al inicio de este artículo. la época de la niñez de Shaka, tenemos que remontarnos mucho más en el pasado, hasta hace unos tres mil quinientos años. 


En este mapa podéis observar la zona de origen de los pueblos bantúes (entre ellos los Nguni a los que  a su vez pertenecen , entre otros muchos pueblos, los zulúes) en color amarillo indicando Original Bantu Homeland, y como fueron expandiéndose a lo largo de los siglos  a partir aproximadamente del 1500 a. C. Hace unos dos mil años los  Nguni alcanzaba el sur , la actual República de Sudáfrica  y también Namibia, donde también viven otras tribus  descendientes del tronco original bantú como los Herero y los Khoikhoi, también conocidos estos últimos en Occidente como hotentotes. Entre los estados bantúes sobresalió el de Monomotapa o Gran Imperio de  Zimbabwe , que podéis también ver señalado en el papa, que tuvo su época de esplendor entre los siglos XV y XVII, y se caracterizaron por sus grandes construcciones de piedra en su capital, la Gran Zimbabwe una historia sobre la que ya escribí en el Mentidero y os dejo el enlace por si queréis recuperarla
http://chrismielost.blogspot.com.es/2015/06/grandes-exploradores-karl-mauch-y-las.html
Mientras, los zulúes y otros clanes Nguni se hallaban ya asentados en territorio de la actual Sudáfrica viviendo como agricultores y pastores y manteniendo pequeños , normalmente poco cruentos, entre ellos      
(Imagen procedente de www.elistas.net )


Lo que ahora os cuento no procede de los relatos históricos escritos de estos pueblos, sino que ha llegado hasta nuestros días a través de la transmisión oral , la forma en que se conformó el espíritu y la cultura de los pueblos de la humanidad cuando todavía no existía la escritura  e incluso hasta mucho después de su invención, pues durante siglos poca gente tenía el privilegio de saber leer. Hacia el 1500 a. C nos encontramos con los Ngunis un grupo humano que formaba parte de los pueblos bantúes, un nombre que significa "Humanos"  con el que se agrupa a todos aquellos pueblos que viven al sur de la linea imaginaria que une Camerún al oeste con Somalia al este del continente africano, que comparten unas lenguas con las mismas raíces , si bien dividida en más de quinientas lenguas diferentes ,aunque el swahli , idioma bantú mayoritario en países como Tanzania y Kenia , se ha convertido en una especie de lengua franca africana y es una de las lenguas oficiales de la Unión Africana fundada en 2001 y en la que participan todos los estados africanos con la excepción de Marruecos. Otro de los rasgos comunes de los pueblos bantúes es su religión animista, la creencia en que todo lo que nos rodea está animado por espíritus. Pero al margen de estos rasgos culturales comunes no  existió nunca un gobierno único que los uniera formando un estado. Creo que se podría hacer un paralelismo con los celtas, cuyas tribus compartían una cultura común pero nunca constituyeron un estado. Según sus leyendas, transmitidas por la tradición oral generación tras generación, hace entre 2500 y 3000 años iniciaron un movimiento migratorio desde las tierras que se encontraban al norte de los Grandes Lagos, en particular de África Occidental, en la región del Delta del Níger,hacia el centro y el sur del continente.Los diferentes pueblos integrantes de los bantúes se irían estableciendo en diferentes partes de África. Así, los kikuyu poblaron las tierras que hoy forman Kenia y Tanzania, los luba se dirigieron al Congo y los Ngunis continuaron su camino hacia el sur  hasta alcanzar, hace unos dos mil años,  lo que hoy es la República de Sudáfrica y la costa del Índico, hasta establecerse en una zona delimitada entre las montañas Drakensberg y el río Limpopo. 

Mapa actual de la República de Sudáfrica que nos sirve para ver la situación del territorio  en el que se asentaron los clanes Ngusi a su llegada al sur. Os decía más arriba que su territorio estuvo comprendido entre el curso del río Limpopo, que podéis ver señalado a lo largo de la frontera entre Sudáfrica y Bostwana y que luego desemboca en el Índico ya en territorio de Mozambique (es el curso azul que se encuentra justo sobre Swazilandia aunque no le pongan ahí el nombre) y la cordillera montañosa de las Drakensberg que podéis ver como se extienden entre Lesotho y Swazilandia.  También podéis ver muy cerca de la costa del Índico, por encima de Durban, la ciudad de Ulundi, que a partir de 1873 se convertiría en la capital de los zulúes,  pero todavía nos falta mucho para llegar a ese punto de la historia (Imagen procedente de www.lospaises.com.ar )

Las Montañas Drakensberg se extienden a lo largo de mil kilómetros en la parte oriental de la República de Sudáfrica,casi uniendo los estados de Lesotho y Swazilandia. Son las montañas más altas de Sudáfrica, y su cima más elevada es el Thabana Ntlenyana de 3482 metros de altura que se halla en territorio de Lesotho.Los zulúes le darían en su lengua, el zulú o isizulu, el nombre de Ukhahlamba o "Barrera de las lanzas" , configurando una de las fronteras del territorio de los diferentes clanes en que se dividían los Ngunis. La otra era el río Limpopo , que con sus 1800 kilómetros de longitud recorre los actuales estados de Sudáfrica, donde nace, Bostwana, Zimbawe y finalmente Mozambique , desembocando en el Océano Índico. En ese territorio entre las Drakensberg y el Limpopo los  diferentes clanes Nguni  se establecieron como agricultores y , sobre todo , ganaderos. Como nos cuenta Carlos Roca en su obra "Sangre de valientes" "Casi todo giraba en torno a su ganado bovino, de los que tomaban leche  y carne y constituían toda su riqueza. Cuantas más cabezas de ganado poseía un hombre más rico e influyente era" Cada uno de los clanes Nguni tenía su propio jefe que recibía el nombre de Khosi  y que , como sucedía con los reyes europeos, era una dignidad  hereditaria. Nos cuenta Roca que vivían en poblados circulares , llamados Umuzi, formadas por chozas de paja que podían ser desde unas pocas hasta varios centenares. Las relaciones entre los diferentes clanes no eran demasiado tensas excepto los conflictos que surgían por disputas por la posesión del ganado y sobre la resolución de estos conflictos vuelvo a las palabras de Carlos Roca que nos explica que "las batallas ocurrían en un lugar  y en un día previamente determinado, y el acontecimiento bélico era más una gran fiesta que una aflicción. Las familias acudían a contemplar como los hombres de ambos clanes permanecían unos enfrente de otros  y dos hombres de ambos bandos se enfrentaban de manera ritual , sin que , generalmente se produjeran derramamiento de sangre". Y los zulúes era uno más de aquellos clanes Nguni que durante  siglos siguieron viviendo en aquel territorios sin grandes cambios hasta el siglo XIX, cuando la figura carismática de un líder y los enfrentamientos con los europeos cambiaría su historia.

Fotografía del paisaje de intensa belleza que rodea a las Montañas Drakensberg , que significa las Montañas del Dragón en lengua afrikaner, la lengua que hablan los boérs, descendientes de los colonos neerlandeses del siglo XVII. , que marcaba uno de los limites geográficos  del territorio de los Nguni. El otro estaba delimitado al norte por el curso del río Limpopo Aquí se encuentran las mayores cimas de Sudáfrica. Además del Thabana Ntlenyana con sus 3482 metros de altura que ya os he mencionado como el techo de Sudáfrica, también están el Mafadi de 3450 metros , el Makoaneng  de 3416 metros o el Njesuthi de 3408 metros de altura. Con razón los zulúes se referían a esta cordillera montañosa como Ukhahlamba , la "Barrera de Lanzas"
(Imagen procedente de nomadtours.co.za )

Dejemos ahora las tierras de los pueblos Nguni para fijar nuestros ojos en Europa No sería hasta el siglo XV cuando una nación europea se decidió a explorar el litoral del continente africano si exceptuamos el periplo del navegante y explorador cartaginés  Hannón el Navegante, aunque en cualquier caso Cartago se encontraba en el norte de África, en lo que hoy es Túnez.  Hannón habría vivido hacia el siglo VI a. C , aunque todo lo que se refiere a su vida y las fechas de sus viajes está rodeado por la incertidumbre y el debate de los historiadores . Unos consideran que el viaje habría sido realizado entre el 510 a. C y el 470 a. C  y otros trasladan la fecha hasta mediados del siglo IV a.C   e incluso hay historiadores que ponen en duda que este viaje se realizara  y lo consideran como un relato mítico similar al escrito por Homero en "La Odisea" Sin embargo , hay datos en el "Periplo de Hannón", el título de la crónica que recoge su viaje,  que podría indicar que efectivamente fue llevado a cabo por el cartaginés. Las descripciones recogidas en esa obra indicarían que Hannón pudo haber llegado hasta la costa de lo que hoy es  Guinea Ecuatorial, donde además, cuando ya concluía su viaje,  tuvo un encuentro con lo que el denominó mujeres velludas que podría ser en realidad el primer contacto de los hombres con los gorilas .   Así describía este encuentro Hannón en su obra y como allí puso punto final al viaje " En su interior había una isla semejante a la primera, tenía un lago y en él había otra isla llena de salvajes. Las hembras, que tenían el cuerpo peluda y a las que los interpretes denominaban gorilas, eran mucho más numerosas. Pues bien, pese a perseguirlos, no conseguimos apresar machos, todos huían aprovechando su facilidad para la escalada y se defendían con lo que tenían a mano; en cambio nos apoderamos de tres hembras , que se dedicaron a morder y arañar a sus captores ya que se resistían a seguirlos; así que las matamos y las desollamos , transportando sus pieles a Cartago. Lo cierto es que ya no seguimos nuestro periplo dado que nos faltaron las provisiones" .


Itinerario que habría seguido el cartaginés Hannón el Navegante en su viaje por la costa occidental africana. Aunque los historiadores siguen debatiendo sobre la veracidad de este viaje y el alcance real de la exploración, muchas de sus descripciones  hacen pensar que, en efecto , llegó a realizarse y habría alcanzado , como vemos en el mapa ,hasta las costas de la actual Guinea Ecuatorial en algún momento del siglo VI o V a. C . Nadie volvería a navegar por estas aguas procedente de Europa  hasta que lo hicieran los navegantes portugueses durante el siglo XV
(Imagen procedente de  http://anabasis-historica.blogspot.com.es )

Si ,como parece, Hannón el Navegante recorrió buena parte de la costa occidental del África, habrían de pasar casi dos mil años antes de que otro navegante volviera a costear aquellas tierras y tal empresa sería emprendida por Portugal y por el impulso decidido de un hombre, el infante Enrique de Portugal  (1394-1460) , hijo del rey Juan I de Portugal (1357-1433), que pasaría a la historia con el sobrenombre de "El Navegante" porque gracias a él comenzó la exploración del litoral africano que se prolongaría durante todo el siglo XV con un objetivo final , averiguar si existía un paso que permitiera adentrarse en el Océano Índico y desde allí alcanzar las codiciadas Islas de las Especias, las actuales islas Molucas, que era el único lugar donde se podían obtener especias como la nuez moscada. El uso de las especias en la condimentación de los alimentos y, sobre todo , su utilidad para enmascarar el mal sabor de los alimentos debidos a una mala conservación o al uso de la sal para preservarlos en salazón , hizo que el valor de las especias llegara a ser equiparable al de los metales preciosos. Durante todo el siglo XV los navegantes portugueses fueron avanzando en la exploración del litoral africano hasta que en 1488 Bartolemu Dias (hacia 1450-1500) por fin alcanzaba el extremo de la costa occidental de África en enero de 1488 cuando en medio de una tempestad doblaba el que hoy llamamos Cabo de Buena Esperanza, aunque en aquel momento no lo pudo ver debido a la tempestad. Siguió la navegación alcanzando lo que hoy es la Bahia de Algora, situada 700 kilómetros de Ciudad del Cabo, y finalmente desembarcaron en un lugar llamado Kwaaihoek , cerca de la desembocadura del río Bushman en el territorio de la actual  provincia sudafricana del Cabo Oriental. Fue allí donde el navegante portugués puso el pie en la tierra y erigió el Padrao de San Gregorio. Estos Padrao eran monolitos de piedra que culminaban en una cruz  y que servían como señal para reclamar la soberanía portuguesa sobre las nuevas tierras descubiertas. Aunque Dias quiso seguir viaje para llegar hasta India , la falta de provisiones y el mal estado de las naves hizo que la tripulación se negara a continuar, por lo que emprendieron el viaje de regreso en el que descubrirían el punto más meridional de África, el Cabo Agujas, y también se detuvo en el actual Cabo de Buena Esperanza al que bautizó como Cabo de las Tormentas pues la primera vez que navegó por sus aguas fue empujado por una tormenta. 

Mapa donde podéis ver el recorrido de la expedición del navegante portugués  Bartolomeu Dias que después de diez meses preparando el viaje zarpó de Lisboa entre finales de julio y comienzos de agosto de 1487  al mando de dos carabelas y una nave más pequeña para llevar las provisiones. En enero de 1488 una tormenta los envolvió y empujaron por ella pasaron al sur del actual Cabo de Buena Esperanza, que luego Dias bautizaría como Cabo de las Tormentas . A continuación , empujados por vientos procedentes de la Antártida (entonces un continente desconocido) llevaron a las naves  hacia el noreste, es decir, iban en dirección a la costa oriental africana. Fueron cartografiando la costa hasta alcanzar el que en el mapa aparece como Great Fish y que ellos bautizaron como río Infante  por el comandante de una de las carabelas, Joao Infante . Fue el 12 de marzo cuando alcanzarían el punto más alejado hasta el que navegaron, Kwaaihoek, donde dieron la vuelta y pusieron rumbo a Portugal donde llegaron en diciembre de 1488 tras dieciséis meses de viaje  en los que había logrado alcanzar el paso entre el Atlántico y el Índico que abría las puertas a las Islas de las Especias
(Imagen procedente de https://es.wikipedia.org)



Era la primera vez que un europeo ponía sus pies en aquella tierra a la que hoy damos el nombre de  República de Sudáfrica. En 1497  otro navegante portugués,  Vasco de Gama (hacia 1460-1524) , zarpaba de Lisboa para seguir  los pasos de Bartolomeu Dias  pero Gama si llegaría hasta India en 1498  después de cruzar el Océano Índico. Vasco de Gama navegaba el 25 de diciembre de 1497 frente a una costa a la que dio en honor de aquel día el nombre de Natal (Navidad en portugués). Aquella tierra que veían los portugueses desde sus naves, es la actual provincia sudafricana de Kwazulu-Natal, el hogar de los zulúes. Durante siglo y medio aquella ruta  que comunicaba Europa con India y las islas de las las Especias estuvo controlada por los navegantes portugueses , pero las cosas ya habían cambiado en el siglo XVII, cuando navegantes holandés e ingleses también muestran su intereses por recorrer aquellas aguas. El cabo de Buena Esperanza se convirtió en un lugar de parada de muchos barcos que allí realizaban reparaciones y se aprovisionaban de agua y alimentos. Será en 1647 cuando una nave holandesa  naufrague frente a la costa y los supervivientes  construyeron allí un fuerte  para protegerse de posibles ataques hasta que los pudieran rescatar. Al año siguiente fueron rescatados pero entonces entró en escena la poderosa Compañía Holandesa de las Indias Orientales que decidió crear en el Cabo de Buena Esperanza un asentamiento permanente. Se organizó una expedición integrada por tres naves y bajo el mando de Johan Anthoniszoon van Riebeeck (1619-1677), que había trabajado como cirujano al servicio de la Compañía Holandesa de las Indias Orientales en Batavia, la actual Yakarta, capital de Indonesia, y a partir de 1643 se estableció en el puesto de la Compañía de las Indias Orientales en Japón desde donde propuso impulsar el comercio de pieles procedentes del territorio de la actual Sudáfrica para venderlas en Japón.

Cuadro del artista escocés afincado en la Colonica del Cabo, Charles Davidson Campana (1813-1882) que recoge el momento en que Johan Anthoniszoon van Riebeeck llegaba el 6 de abril de 1652 al lugar donde luego nacería Ciudad del Cabo. Él fue el fundador del primer asentamiento permanente europeo en aquella tierra  con el fin de convertirlo en una base de descanso , aprovisionamiento y reparaciones del tráfico marino  bajo el control de la Compañía Holandesa de las Indias Orientales. Riebeeck se mantendría al frente de la nueva colonia durante diez años, hasta 1662  y el primer fuerte que construyó, el Fuerte de Buena Esperanza, era una construcción bastante precaria de madera , barro  y arcilla que luego sería sustituida por el Castillo de Buena Esperanza ,una fortaleza de piedra construida entre 1666 y 1679  y que hoy todavía puede ser visitada. Con las tribus khoikhoi (hotentotes)  Riebeeck negociaría para comprarles ganado al tiempo que se preocupó por desarrollar  con rapidez cultivos que alimentaran a la colonia. A lo largo de la segunda mitad del siglo XVII y el siglo XVIII la colonia no dejaría de crecer en número (Imagen procedente de https://en.wikipedia.org )

Riebeeck se presentaría voluntario para dirigir la expedición holandesa que tenía como objetivo establecerse en el Cabo de Buena Esperanza.. Al frente de las tres naves desembarcaron allí el 6 de abril de 1652 . Allí construyó una iglesia y un fuerte al que dio el nombre de Fort de Goede Hoop o Fuerte de Buena Esperanza . En principio la idea es que sirviera como  lugar de escala y abastecimiento de los barcos pertenecientes a la Compañía Neerlandesa de las Indias Orientales. Sobre aquel lugar crecería después la que hoy conocemos como Ciudad del Cabo. Riebeeck comerció con el pueblo que habitaba aquella tierra,  los khoikhoi, un antiguo pueblo nómada que se había establecido en la zona hacia el siglo VI , y a lo que los holandeses compraban ganado. Precisamente serían los holandeses los que les dieron el nombre de Hotentotes , que quiere decir "Tartamudo", por el característico lenguaje de chasquidos que utilizan todas las tribus khoikhoi, un término despectivo por lo que hoy se tiende a emplear el verdadero nombre de la tribu, khoikhoi. Durante la segunda mitad del siglo XVII la progresiva expansión de los holandeses desde Ciudad del Cabo hacia el norte invadiendo los territorios de los khoikhoi causó enfrentamientos que culminaron en tres guerras en 1659, 1673 y entre 1674 y 1677 , aunque la resistencia contra la ocupación se prolongaría hasta el siglo XIX . Sin embargo, la superioridad holandesa era manifiesta , tanto por la posesión de armas de fuego como por el uso de los caballos, desconocidos para los khoikhoi , y los que permanecieron en lo que hoy es Sudáfrica  tuvieron que resignarse a convivir con los blancos y trabajar para ellos como esclavos.  Nos cuenta el escritor español Javier Reverte que en los años siguientes a la llegada de aquellos primeros colonos holandeses "empezaron a independizarse  de la Compañía y a establecer sus propios precios  para los productos que vendían. Y comenzaron a ser conocidos como bóers, que significa campesino en holandés"

Aunque este mapa recoge toda la evolución  de la Colonia del Cabo desde que fuera administrada por los holandeses a partir del siglo XVII hasta que pasó a manos de los británicos a partir de 1795  tenemos que fijarnos ahora en como creció desde el núcleo inicial de Ciudad del Cabo (Le Cap en el mapa)  y como era en 1750 , con un tono verde un poco más claro que el que rodea a Ciudad del Cabo y vemos también las flechas verdes en trazo más grueso que señalan las lineas de expansión de los bóers, que cansados de la mala administración de la Compañía Holandesa de las Indias Orientales y de los elevados impuestos , comenzaron a buscar nuevos territorios en el desconocido interior de Sudáfrica donde comenzarían los primeros conflictos con los pueblos que habitaban aquellas regiones . Veis que en la leyenda del mapa junto a estas flechas verdes aparece  el nombre de Migration Trekboers . Los trekbóers es el nombre que se dio a los granjeros que abandonaban la colonia para buscarse la vida por sí mismos y significa "Granjeros  errantes " que era justo lo que eran .
(Imagen procedente de  https://es.wikipedia.org )

Durante las décadas siguientes no dejarían de llegar colonos europeos , no sólo holandeses, sino también de otras naciones, como alemanes y también  un contingente de ciento cincuenta hugonotes franceses. Los hugonotes era el nombre que en Francia se daba a los protestantes y en octubre de 1685 el rey francés Luis XIV (1638-1715) había promulgado el Edicto de Fontainebleu que derogaba el Edicto de Nantes dictado en 1598 por el rey Enrique IV (1553-1610) que había garantizado  que los protestantes pudieran la libertad de culto. Ahora esa libertad quedaba derogada y decenas de miles de hugonotes, algunos historiadores apuntan hasta medio millón de personas,  abandonarían Francia a partir de entonces para marchar al exilio.  Y, como acabamos de ver, en 1688 ciento cincuenta de ellos acabaron en Ciudad del Cabo y después fundarían su propio asentamiento, Franschhoek, a unos 75 kilómetros de Ciudad del Cabo .Javier Reverte señala que ,para esa fecha, la nueva ciudad estaba habitada por un millar de personas  que además contaban casi con el mismo número de esclavos procedentes de diferentes territorios, desde Madagascar e Indonesia hasta Angola o Mozambique. En 1691 el territorio se convirtió oficialmente en la Colonia del Cabo y su primer gobernador fue  Simon van der Stel (1639-1712), que ya se encontraba al frente de la administración de Ciudad del Cabo desde 1679. Stel impulsaría una política expansionista  y se mantuvo al frente de la colonia hasta 1699 cuando le sustituyó  uno de sus hijos , Williem Adriaan van der Stel (1664-1733). Un detalle que no dejaría de ser anecdótico  de no conocer el futuro racista de Sudáfrica durante el régimen del Apartheid  que estuvo en vigor hasta el todavía cercano 1992, es que Simon van der Siel, primer gobernador de la Colonia del Cabo, embrión de la futura República Sudafricana,  era mestizo ya que fue hijo de un oficial de la Compañía Holandesa de las Indias Orientales llamado Adrian van der Stel (fecha desconocida - 1646) y de María Lievens, que era hija de una antigua esclava india liberada llamada Mónica da Costa o, según algunos documentos, Mónica de la Costa de Goa. Goa era una colonia portuguesa en la costa de India. 

Simon van der Stel.jpg
Retrato del primer gobernador holandés de lo que ya era oficialmente la Colonia del Cabo,  Simon van der Stel, realizado por el pintor neerlandés  Pieter van Anraedt (1635-1678). Ocupo el puesto de Comandante de la Colonia entre 1679 y 1691 , por lo que fu también el último Comandante del Cabo. Luego , en 1691 se transformó en Colonia y él  en su primer gobernador permaneciendo en el cargo hasta 1699. No deja de ser llamativo que en una nación que luego tendría tantos problemas raciales, con el triste recuerdo del Apartheid todavía en la memoria de todos, que el primer gobernador de la Colonia  del Cabo fuera, como lo era Simon, mestizo , pues si su padre ea neerlandés su madre era hija de una antigua esclava liberada de India (Imagen procedente de https://en.wikipedia.org )

A los bóers, recordemos que significa campesinos y que fue el nombre que comenzó a darse a los granjeros holandeses de la nueva colonia, se fueron uniendo toros colonos europeos, sobre todo alemanes . Sobre los bóers escribe Javier Reverte "Imbuidos por el espíritu puritano y dogmático del calvinismo, aislados de todos los movimientos espirituales y revolucionarios europeos, los bóers se sentían conducidos a aquellas tierras por una suerte de destino manifiesto , de pueblo elegido por Dios. Eran fuertes, independientes, valerosos, racistas virulentos y sólo leían la Biblia. Con ellos nació el espíritu de Apartheid que tanta sangre costaría en Sudáfrica" La población siguió creciendo y para la década de 1790 la comunidad holandesa había superado los 15.000 habitantes y sumando al resto de colonos había alrededor de 21.000 personas, a los que había que sumar una cifra superior de esclavos. Pero este aumento de población significó también una creciente escasez de territorio a repartir dentro de los límites de la Colonia del Cabo, lo que se sumaba a finales del siglo XVIII a la mala situación económica de la Compañía de las Indias Orientales  que se hallaba sumida en un mar de deudas. Para financiarse aumentaron la presión impositiva sobre los colonos, y muchos bóers decidieron ir más allá de los límites de la colonia para adentrarse en territorios hasta entonces inexplorados. Recibirían el nombre de Trekbóers, "granjeros errantes"  . Pero las nuevas tierras donde se querían asentar estaban ocupadas por otros pueblos y no dudaron en  hacerse con ellas por la fuerza de las armas.  Dos asentamientos bóers situados a centenares de kilómetros de Ciudad del Cabo, Graaf-Reinet y Swellendam,se declararon independientes. Mientras, en 1789 estallaba en Francia la Revolución y ésta se extendió también a las Provincias Unidas (los actuales Países Bajos).

Aspecto que tenía un Umuzi o poblado de los pueblos Ngunis, entre ellos los zulúes, que los bóers llamaban Kraal.
Sobre ellos nos cuenta el escritor  y periodista Carlos Roca  en su obra "Sangre de valientes"
"Estaban formados por chozas  construidas de paja dispuestas en círculo. Ya que el ganado era primordial para ellos, los poblados, que podían variar de tamaño entre centenares de chozas  o sólo unas pocas, dejaban un gran recinto  central en el interior , donde protegían a sus animales  por la noche del ataque de leopardos y leones"
En uno así nació Shaka  y nada hacía presagiar que algún día dominaría todo aquel territorio
(Imagen procedente de https://es.wikipedia.org


En 1795 un contingente de tropas francesas y republicanos holandeses invadía el territorio de las Provincias Unidas obligando al estatúder, nombre que recibía el gobernante de las Provincias Unidas, que entonces era Guillermo V de Orange (1748-1806) a huir y buscar refugio en Gran Bretaña. Los rebeldes cambiaron el nombre de las Provincias Unidas por el de República de Batavia mientras que los británicos, enfrentados a los republicanos franceses, prestaron su ayuda al estatúder destituido,  atacando  las diferentes colonias neerlandesas, para evitar que cayeran en manos de los nuevos gobernates de la recién fundada República de Batavia aliada con Francia. Y por eso los británicos entraron en la Colonia del Cabo en 1795 tomando posesión de ella , aunque no lo incorporarían plenamente al Imperio Británico en 1814. Los bóers de los asentamientos independientes de Graaf-Reinet y Swellendam no tuvieron más remedio que someterse a la nueva autoridad británica pues carecían de medios para resistir al ejército británico. Además, después de los turbulentos últimos años de administración de la Compañía Holandesa de las Indias  Orientales, la eficaz administración inglesa de los primeros años de ocupación hizo que los bóers se mantuvieran tranquilos. Pero no duraría mucho aquella situación. Pero a todo ello permanecían ajenos por el momento los zulúes.  Unos años antes de la llegada de los británicos , en 1787, el jefe o khosi del clan zulú, en aquel momento un clan pequeño e insignificante, era Senzangakhona (hacia 1762-1816)  y tuvo un hijo con una mujer llamada Nandi(hacia 1760-1827). No estaba casado con ella, por lo que el hijo era ilegítimo. El nombre de aquel niño fue Shaka  , que significa "escarabajo" , y nada más nacer madre e hijo fueron expulsados del Umuzi (poblado)  Y así los encontramos años después  cuando Haggard relata en su novela el encuentro con Mopa, un niño de la tribu langane, que les ofreció agua al apiadarse por su estado de necesidad. Recordemos las  palabras  que Haggard ponía en boca de Shaka" Hoy soy un niño solamente, y mi pueblo es débil; pero creceré , creceré tanto que mi cabeza se perderá  entre las nubes; todos mirarán hacia lo alto, pero ninguno podrá verme. Mi rostro les deslumbrará , porque ha de brillar como el sol , y mi gente crecer´conmigo hasta devorar el mundo entero." En la segunda parte veremos como esas palabras se cumplirán y el pequeño clan zulú se convertirá en el reino más poderoso de África y Shaka en una leyenda.  

Enlace con la segunda parte de Shaka y el reino de los zulúes: 
http://chrismielost.blogspot.com.es/2015/08/shaka-y-el-reino-de-los-zulues-segunda.html


El Mentidero de Mielost en Facebook :
 https://www.facebook.com/ElMentideroDeMielost
Famosos