lunes, 28 de mayo de 2012

UNA HISTORIA DE LOS HIMNOS Y EL NACIMIENTO DE LA MARSELLESA

Si preguntáramos a alguien quién es Rouget de Lisle probablemente no sabría contestar quién es , si le dijéramos a esa persona que se trataba de un compositor francés autor de un himno titulado "Canto de guerra para el ejército del Rin" seguiría sin saber a quién nos estamos refiriendo ni de que música se trata, pero si le decimos que el nombre de esa composición musical es "La Marsellesa" no dudará en identificarla y le vendrá a la mente sus primeros compases, esos que todos sabemos tararear aunque no hayamos nacido en Francia, "Allons , enfants de la patrie, le jour de gloire est arrivé", "Vamos, hijos de la patria, el día de la gloria ha llegado", aunque no sabría decirnos quién la compuso  ni en que momento surgió si bien es posible que mucho lo relacionen con la Revolución Francesael grito de libertad de una nación que acababa de sacudirse el yugo del absolutismo y ensayaba una nueva forma de gobernarse.  La Marsellesa es una de esas obras que no sólo ha sobrevivido a su autor sino que de él apenas nadie guarda memoria mientras que su creación se convirtió en el himno más conocido del mundo , el más cantado y el que más llega a enardecer el ánimo de quién lo escucha. Y hoy os invito a que conozcamos juntos su historia guiándonos de la mano maestra del gran escritor Stefan Zweig, que narró el nacimiento de la Marsellesa en su obra "Momentos estelares de la humanidad".

Pero antes de conocer la historia de la Marsellesa preguntémonos qué entendemos por un himno y qué significa de verdad, porque quizás su definición no transmite su significado como sucede con casi todo aquello que se encuentra dentro de la órbita de los sentimientos y emociones humanas. Si acudimos al Diccionario de la Lengua Española, entre las cinco definiciones atribuidas a esta palabra , la que nos interesa hoy es la quinta y última que se refiere al himno como una "Composición musical emblemática de una colectividad, que la identifica y que une entre sí a quienes la interpretan." Un himno es un símbolo, y un símbolo, como bien lo define el escritor español Manuel Vicent,"no atañen a la razón sino a las vísceras" , despierta nuestras emociones, nos unen , convierten al extraño que se encuentra a nuestro lado en un hermano con el que compartimos algo más grande que nosotros mismos, algo que no es sólo el nombre de una nación en un mapa, sino que representa  nuestra lengua, nuestras costumbres y , sobre todo, el lugar donde hemos crecido, amado y sufrido , en definitiva, representa nuestro hogar. El himno así entendido  aparece en la historia inextricablemente unido al concepto de nación y aunque la música se ha utilizado en los campos de batalla para enardecer a los combatientes desde la antigüedad, como símbolo de la nación es mucho más reciente.

"La Libertad guiando al pueblo" de Eugène Delacroix( 1798-1863) quizás la obra más emblemática de la Revolución Francesa aunque fuera pintada en 1830, más de cuatro décadas después del asalto a la Fortaleza de la Bastilla. El siglo XIX sería el siglo de las naciones, cuando el movimiento intelectual y artístico del Romanticismo exaltaba el espíritu de las naciones y era importante dotarla de símbolos que unieran a la población y entre esos símbolos se encontraban la bandera y los himnos . Los primeros himnos nacionales, al margen de los Países Bajos y Japón que son los más antiguos, nacen durante el siglo XVIII, casos del Reino Unido, Francia y España, y , sobre todo , en el siglo XIX. Y su fuerza sigue aún hoy vigente , por eso es tan importante respetarlos pues las poblaciones se identifican con ellos y un desprecio al mismo es valorado por muchos como un desprecio a su propia identidad. (imagen procedente de http://enciclopedia.us.es )

En este punto quiero aclarar  que para mí los símbolos nacionales son importantes en su función de unirnos en algo más grande que nuestra aldea o nuestra ciudad, de representar una identidad compartida por una población , para definir su singularidad , su historia, su propia personalidad, pero nunca deben ser utilizados como arma ofensiva, como elemento de separación entre sociedades libres, pues si hablamos de una dictadura o de un conflicto bélico habría que hacer otras consideraciones. Los símbolos como los himnos o las banderas no tienen por qué ser excluyentes y pueden convivir unos con otros , una convivencia que, eso es fundamental, exige respeto mutuo. Por eso , cuando en cualquier parte del mundo se escucha un himno que no es el propio hay que recordar que aquello no son sólo unas notas musicales, sino que detrás de ellas hay millones de personas, hay una historia compartida , hay una nación que para esas personas es importante porque es su hogar,  y que por eso merece y tiene derecho a ser respetada. No deberíamos ser empleados como un arma arrojadiza de unos pueblos contra otros, ni convertirlos en símbolos de aquello que nos separa del enemigo, sino al contrario, en el símbolo de la tolerancia y el respeto que une a los pueblos a pesar de sus diferencias.

Si acudimos a la historia , la letra más antigua de un himno nacional corresponde al "Kimigayo" palabra japonesa que puede traducirse como "Que su reinado dure eternamente", que es también uno de los más cortos del mundo. Se trata de un poema escrito durante el Período Heian , período de la historia del Japón que se extiende entre el 794 y el 1185 y habría sido compuesto durante el siglo IX y publicado dentro de una recopilación de poemas japoneses titulada "Kokin Wakashu" que significa "Colección de tiempos antiguos y modernos" aparecida en el siglo X. El Kimigayo era un poema anónimo  y aunque su título pueda hacernos creer que estaba dedicado al emperador en realidad era un canto a la larga vida. Pero este poema  no iba acompañado de música y eso no sucedería hasta el siglo XIX, cuando en 1869 estaba visitando Japón un director de orquesta irlandés llamado John William Fenton (1828-1890). Viajando por el país se sorprendió al conocer como una nación tan antigua carecía de un himno nacional. Conocido del político Oyama Iwao (1842-1916), le aconsejó que buscasen un himno que les representara. Iwao , que en el futuro llegaría a pertenecer a la familia imperial japonesa, eligió como letra los versos del "Kimigayo" y pidió a Fenton que compusiera la música para acompañarlo.

HIMNO DE JAPÓN "KIMIGAYO"

Creo que en este artículo era importante acompañarlo con la música y letra de los himnos para ilustrar mejor su significado . Después de la Segunda Guerra Mundial ha sido discutida su letra porque para algunos sectores de la sociedad japonesa tiene un contenido demasiado imperialista.





Después de trabajar durante tres semanas en la obra, Fenton la entregó y fue interpretada por primera vez en 1870, aunque con escaso éxito pues sería juzgada como poco solemne para representar a Japón. Habría que esperar diez años más para que se realizara una segunda versión del himno compuesta por el músico japonés Hiromori Hayashi(1831-1896)  que , finalmente, se convertiría en el himno nacional de Japón , siento interpretada a partir de 1893 en las escuelas japoneses.Pero si el Kimigayo es el himno más antiguo en lo que se refiere a su letra, no lo es en cuanto a la música, pues ese honor corresponde al himno de los Países Bajos,el "Het Wilhelmus", escrito hacia 1568 en honor del príncipe Guillermo I de Nassau(1533-1584), que se rebelaría contra el gobierno del rey español Felipe II(1527-1598) en aquel año de 1568 iniciando un largo conflicto entre los Países Bajos y España conocido como la Guerra de Flandes o la Guerra de los Ochenta Años, ya que no culminaría hasta 1648 , cuando en la firma de la Paz de Westfalia que ponían punto final a la Guerra de Treinta Años que había enfrentado a las principales potencias de continente europeo entre 1618 y 1648, España reconocía la independencia del territorio que entonces eran llamados Provincias Unidas y hoy llamamos Países Bajos.


HIMNO DE LOS PAÍSES BAJOS

Os parecerá curioso al ver la letra traducida de este himno que en una de sus estrofas dice "al rey de España siempre he honrado" , lo que podría sorprender teniendo en cuenta que España y los Países Bajos mantuvieron una guerra que se prolongó durante ochenta años, pero en el momento de la composición del himno las Provincias Unidas, los Países Bajos actuales, aún se encontraban bajo soberanía del rey de España Felpé II.



El "Het Wilhelmus", que significa "El Guillermo", haciendo referencia a Guillermo de Nassau, ya que además su texto no es una exaltación patriótica , como podríamos pensar teniendo en cuenta el marco histórico en el que fue compuesto, justo al comienzo de la rebelión contra España, sino que era una apología de la figura de Guillermo de Nassau. Aunque es el himno más antiguo en cuanto a su composición con letra y música, no sería adoptado como himno oficial de los Países Bajos hasta 1932.  A continuación encontraríamos el himno del Reino Unido, el célebre "God save the Queen", "Dios salve a la reina", que se transforma en "God save the King" cuando sea un hombre quién ostente la corona . Fue compuesto en 1720  por el compositor alemán Georg Friedrich Händel(1685-1759) en 1745 aunque probablemente basándose en otra composición francesa titulada "Grand Dieu sauve le Roi", "Gran Dios salvad al rey", del músico francés Jean Baptiste Lully (1632-1687) que estaba dedicada al rey francés Luis XIX (1638-1715). Son curiosos los meandros de la historia y como una composición que pudiera tener su origen, aunque no está confirmado , en Francia, terminase siendo el himno del Reino Unido a partir de 1745  después de ser adaptado por un compositor alemán.

HIMNO DEL REINO UNIDO

Os adjunto la versión del himno del Reino Unido según la versión basada en la composición de Georg Friedrich Händel y  que se había inspirado en  el Grand Dieu sauve le Roi de Jean Baptiste Lully




A continuación encontramos la Marcha Real , el himno del país donde escribo, España. Aparece bajo el título de "Marcha Granadera" o "Marcha de Granaderos"  de autor anónimo y dentro del "Libro de la ordenanza de los toques de pífanos y tambores que se tocan nuevamente en la infantería" publicado en 1761 y escrito por el músico Manuel Espinosa de los Monteros(1725-1810). Un siglo después se atribuiría su composición al rey prusiano Federico II el Grande (1712-1786), uno de los principales monarcas del tiempo de la Ilustración y ejemplo de lo que era el despotismo ilustrado , introduciendo importantes reformas sociales pero manteniendo el poder absoluto que es lo que proclamaba la máxima de este despotismo ilustrado, "todo por el pueblo pero sin el pueblo". Fuera él o no, pues hay diferentes versiones que también lo atribuyen al propio Manuel Espinosa de los Monteros, sería el rey Carlos III(1716-1788) el que lo convertiría en Marcha de Honor en 1780 por lo que sonaría en todas las ceremonias importantes. Su uso se convirtió en costumbre y un siglo después, bajo el reinado de la reina Isabel II (1830-1904), sería convertido en el himno oficial de España .

Y así llegamos, después de este breve paseo por la historia, a la Francia que surgía de la Revolución Francesa de 1789. Estamos ahora en la primavera de 1792 , han transcurrido casi tres años desde el simbólico asalto a la Bastilla el 14 de julio de 1789 , la fortaleza que era utilizada de prisión pero que, en realidad, se había convertido a ojos del pueblo francés en el símbolo del absolutismo. Con ese acto se iniciaba un proceso dirigido a desmontar el Antiguo Régimen  que aún se basaba en las políticas feudales de la Edad Media. El 3 de septiembre de 1791 la Asamblea Francesa proclamaba la nueva Constitución donde se establece que el poder reside en los 745 diputados que forman la Asamblea Nacional  que no son elegidas por sufragio universal sino por sufragio censitario, es decir, que sólo tenían derecho a votar aquellas personas que tuvieran un determinado nivel de ingresos o propiedades con lo que podríamos hablar de una democracia sólo para las clases acomodadas. Sin embargo, a pesar de ello, era un gran paso con respecto al antiguo poder absolutista del rey, que ahora se convertía en un monarca constitucional con un poder mucho más debilitado

Mapa de Francia durante el período revolucionario de 1789 a 1794 cuando tuvieron lugar las llamadas Guerras Revolucionarias en las que Francia tuvo que combatir a las potencias vecinas gobernadas todas ellas por reyes absolutistas que veían la Revolución Francesa como una amenaza a su sistema de gobierno y al mismo tiempo una oportunidad, ya que Francia aparecía desorganizada y débil. Sin embargo, a pesar de esta aparente desorganización, los franceses reaccionaron para defender las conquistas de su Revolución y derrotaron contra pronóstico a la alianza de sus principales enemigos, el Imperio Austríaco y Prusia . Fue en el inicio de la guerra en abril de 1792 , una guerra que inició la propia Francia aunque no estaba preparada para ello, cuando nació el himno que acompañaría en el futuro a las tropas francesas al combate , la Marsellesa (imagen procedente de http://consulta5to.blogspot.com )

Llegamos a la primavera de 1792 , cuando Francia se halla convulsa por la división entre los jacobinos, defensores de la soberanía nacional y de un estado centralizado, uno de cuyos líderes era Maximilien Robespierre, y los girondinos que abogaban por un estado federal y eran más moderados en sus planteamientos. Desde el principio la Revolución Francesa había sido observada como un peligro por el resto de potencias continentales que estaban gobernadas por reyes absolutistas , como el Imperio Austríaco y Prusia . Ahora que Francia parecía debilitada por sus conflictos internos  vieron el momento de aliarse para ocupar Francia y aplastar la Revolución. Finalmente, el 20 de abril de 1792 el rey Luis XVI declaraba la guerra al emperador de Austria, Leopoldo II(1747-1792) que moriría apenas once días después siendo sucedido por Francisco I(1768-1935), y el rey de Prusia Federico Guillermo II(1744-1897).  Los franceses, después de una febril actividad de reclutamiento por ciudades y pueblos de toda Francia, habían logrado formar tres grandes ejércitos y uno de ellos se encontraba próximo a las llanuras del Rin, donde estaban las tropas enemigas, acuartelado en la ciudad de Estrasburgo. Cuando llega la noticia  a Estrasburgo de la declaración de guerra por el rey Luis XVI es el 25 de abril y la ciudad entera comienza a hervir, se oyen gritos y proclamas de enfervorizado patriotismo y a favor de los principios de la Revolución , de la libertad , porque para los franceses aquella guerra era ,por encima de todo, la defensa de los valores de igualdad y libertad nacidos en la Revolución de 1789.

Como en muchas guerras, ésta comenzaba con entusiasmo, con jóvenes enardecidos que no vacilan en recorrer las calles jubilosos y proclamando estar dispuestos a dar su vida por el rey, la bandera y la libertad. Entre los jóvenes oficiales que aquella noche se encontraba cenando en la residencia del alcalde de Estrasburgo, Friedrich Baron Dietrich, se encontraba el capitán Claude-Joseph Rouget de Lisle(1760-1836), perteneciente al cuerpo de ingenieros del ejército francés , que también se dedicaba, aunque con escaso éxito, a componer música y apenas medio año antes había compuesto un himno a la libertad poco después de ser aprobada la Constitución. Fue por ello que el alcalde de Estrasburgo se le ocurrió proponerle la composición de una pieza musical que acompañara a las tropas que se disponían a marchar al frente en el Rin  para enfrentarse a la coalición de Prusia y Austria . Lisle, que era amigo de Dietrich, quizás también alagado por la petición del alcalde, se comprometió a componerla lo antes posible . Esa noche, la madrugada del 25 al 26 de abril, con la ciudad despierta y excitada ante la proximidad del enemigo y la inminente guerra, llena de fervor patriótico, Lisle se va a su habitación dispuesto a cumplir el encargo que le habían encomendado.

Stefan Zweig se lo imagina recorriendo su habitación de una esquina a otra , inquieto, preguntándose "¿por donde empiezo?" una pregunta que conoce cualquier persona que se pone a escribir un artículo, una novela, el verso de un poema o la primera estrofa de una canción. Resuenan en su cabeza los gritos patrióticos que había escuchado durante todo el día y en un determinado momento escribe los dos primeros versos  que veíamos al comienzo de este artículo "¡Allons, enfants de la patrie, le jour de gloire est arrivé!" Lo lee y luego saca su violín para buscar la melodía que acompaña a los versos y de pronto debió sentir algo distinto a lo que había sentido en otras composiciones, esa especie de éxtasis que se produce cuando eso que llamamos la inspiración se apodera del creador y como si estuviera en trance brotan las palabras, las notas musicales, los versos  y Lisle no puede detenerse , dando forma con las palabras al sentimiento y las emociones de toda una nación, la defensa de la libertad, la lucha contra la tiranía , el amor a la propia tierra. Podemos verle entusiasmado, exultante, creando una obra como nunca había escrito y que jamás volvería no ya  a igualar, sino siquiera a acercarse a lo que estaba a punto de nacer.

En esta obra alegórica del pintor francés Jean Paul Innocent  Auguste de Pinelli (1823-1890)  se representa el momento en que Lisle está componiendo la Marsellesa y , sin duda, aquel día tuvo la inspiración que no volvería a tener después y que no había tenido hasta entonces, ya que la Marsellesa es la única obra de Lisle que tendría reconocimiento público, el resto de su creación seria rechazada por todos los teatros . Mientras, como vimos, para componer el himno de Japón Fenton había trabajado durante tres intensas semanas a Lisle le bastó con una noche para tener completo el que probablemente es el himno más famoso del mundo (imagen procedente de www.histoire-image.org)


Con las primeras luces del alba Lisle terminó su composición , lo dejó sobre su mesa y cayó rendido en la cama, como si el espíritu creativo que se había apoderado aquella noche de Lisle le hubiera abandonado de súbito y con él las fuerzas . La mañana del 26 de abril Lisle llevó su obra a Dietrich  , que estaba sorprendido ante la rapidez con la que lo había compuesto, y fueron juntos a ensayarlo, Dietrich tocando el piano y Rouget cantándolo. El alcalde decide que esa misma noche será interpretado en una velada en su residencia y de esta forma, la noche del 26 de abril de 1792 el futuro himno de Francia era interpretado por primera vez ante el reducido grupo formado por los amigos de Dietrich. Stefan Zweig recoge en su obra esta carta escrita por la esposa del alcalde de Estrasburgo , en la que narra a su hermano aquella velada sin dar una gran relevancia a la composición de Lisle "Ya sabes que recibimos a mucha gente - escribe -  en casa y que siempre hay que inventar algo nuevo para introducir variedad en la conversación. Así que mi marido tuvo la idea de mandar componer una canción de circunstancia". Así, como una canción de circunstancia definía la dama a la que sería conocida con el nombre de Marsellesa. Pero sigamos con la carta

"El capitán del Cuerpo de Ingenieros, Rouget de Lisle, un gentil poeta y compositor, ha preparado a toda velocidad la música para una canción de guerra. Mi marido, que tiene una buena voz de tenor, ha cantado enseguida la pieza , que es muy atractiva y no carece de originalidad - menos mal - " Termina su referencia a la composición añadiendo "La obra se presentó en nuestra casa, a entera satisfacción de toda la concurrencia" Pero aquel himno no estaba hecho para ser cantado en un salón, sino por los hombres que se dirigían al frente, por eso los que asistieron a esta primera interpretación no se sintieron inflamados, enardecidos por su letra de la forma en que Lisle se había sentido al componerla. La composición llevará el título de "Canto de guerra para el ejército del Rin"  y es interpretada apenas cuatro días después en la Plaza Mayor de Estrasburgo mientras que Lisle saca copias de la letra y las envía a los generales en el frente. Pero nadie la interpreta allí, bastante tienen con los combates y la obra de Lisle parece condenada al olvido. La evolución de la guerra no es positiva, los ejércitos prusianos y austríacos avanzan hacia el interior de Francia y la Revolución se encuentra en peligro . Mientras esto sucede, el 22 de junio se celebra una cena organizada por el Club de los Amigos de la Constitución en Marsella.

En este cuadro titulado "Rouget de Lisle cantando la Marsellesa" del pintor francés Isidore Alexandre Augustin Pils (hacia 1813-1875)  se representa al joven capitán interpretando la Marsellesa la noche del 26 de abril en la mansión del alcalde de Estrasburgo , la primera vez que en el que las notas del himno se escucharon en público, pero era un publico burgués que no iba a entrar en combate y que no tenían la exaltación de espíritu de los jóvenes que iban al frente y que serían en unos pocos meses los auténticos impulsores de la Marsellesa (imagen procedente de http://en.wikipedia.org )

En medio de la cena, parece que todo lo relacionado con este himno se desarrollaba alrededor de las cenas, uno de sus jóvenes participantes, un estudiante de medicina al que Zweig identifica con el nombre de Mireur, comienza a entonar los versos del himno de Lisle  que debió llegar a sus manos a través de algunas de las copias que el propio Lisle distribuyó en el frente y en los bares de Estrasburgo. Fuera como fueses, Mireur entonó la canción con tal ardor que pronto se le unieron entusiasmados todos los que allí se encontraban , jóvenes que formaban parte de la Guardia Nacional y que al día siguiente marcharían al frente dispuestos a morir por los ideales de libertad de la Revolución. Sus voces se escuchan en el exterior, la gente se detiene a oír aquella canción y muchos debieron sentirse emocionados en aquel momento. Al día siguiente sus notas corren de boca en boca aunque no sepan quién lo compuso ni para que estaba destinado, simplemente los ciudadanos de Marsella lo acababan de hacer suyo, se convertiría en su expresión de fe en la libertad y en la defensa de su nación. El 30 de julio de 1792 aquellos jóvenes de Marsella entraban en París desfilando como miembros de la Guardia Nacional y entonando las notas del himno de Lisle que a partir de entonces sería conocido como "La Marsellesa", ya que fueron los jóvenes marselleses los primeros en cantarlo.

En apenas tres días la canción se escucha por todo París y el gobierno francés, dándose cuenta de la influencia que aquella música tenía en el ánimo de los parisinos, ordena que se distribuyan más de cien mil copias . En las fiestas, en desfiles, en reuniones políticas, en las marchas militares, en cualquier ceremonia o acto publico se termina escuchando la Marsellesa . La guerra da un vuelco, la iniciativa corresponde ahora a los franceses con sus batallones marchando al son del nuevo himno de los ciudadanos franceses , convirtiéndose en un símbolo de la victoria sobre los enemigos de la Revolución y de la libertad. Y mientras ¿qué era de Lisle? Permanecía al margen del éxito de su obra, y cuando el rey Luis XVI es destronado decide abandonar el ejército y alejarse de aquella Revolución con la que ya no estaba de acuerdo. El 21 de enero de 1793 Luis XVI es ejecutado y el 16 de octubre de ese mismo año corre la misma suerte su esposa María Antonieta (1755-1793). Comenzaba el conocido como Reinado del Terror entre 1793 y 1794 , liderado por Maximilian Robespierre (1758-1794), y en el que más de diez mil personas perdieron la vida acusadas de actividades contrarrevolucionarias, una excusa para quitarse a todos los enemigos que había en su camino , una práctica habitual en las Revoluciones, que suelen ahogar en sangre lo que había nacido como un grito de libertad.

Himno de La Marsellesa en francés y traducido al español. Es la primera estrofa y el estribillo, las que habitualmente se cantan, aunque el himno es bastante más largo y con una letra de gran violencia y dramatismo. La Marsellesa se convertiría en algo más que un himno de una nación concreta, sería como el canto revolucionario de toda Europa en el siglo XIX, cuando los antiguos regímenes absolutistas fueron cayendo gradualmente en toda Europa, siguiendo los pasos de Francia  (. Imagen procedente de http://lefildufle.wordpress.com )

Dietrich, el alcalde de Estrasburgo que había confiado a Lisle la composición del himno, murió guillotinado y el propio Lisle es detenido acusado de contrarrevolucionario, él, que había sido el compositor del himno que la misma Revolución había adoptado como suyo. Le esperaba un juicio por traición a la patria y una casi segura condena a muerte en la guillotina , pero por fortuna para él Robespierre cayó , fue arrestado y ejecutado en la guillotina a la que él había condenado a tanta gente.  El resto de su vida Lisle lo pasaría en la oscuridad de una existencia gris , con todas sus obras musicales y poemas rechazados y malviviendo con  pequeños negocios . Contrae deudas y es encarcelado por moroso y cuando Napoleón Bonaparte(1769-1821) sube al poder Lisle  escribirá contra él , lo que hace que aún caiga más en desgracia . Cuando Napoleón se autoproclama emperador de Francia en 1804 prohibe su interpretación por considerarla, paradojicamente, demasiado revolucionaria. La Revolución había acabado en la dictadura Imperial, pero tampoco después de la caída de Napoleón en 1815 y la Restauración de la dinastía de los Borbones se recuperó la Marsellesa, ya que para los Borbones traía los malos recuerdos de la Revolución y la muerte de Luis XVI.

Sin embargo, en 1830 se producía la Revolución que acababa con el reinado de Carlos X (1757-1836) , que había subido al trono en 1824 y la Marsellesa volvió a sonar por las calles y la gente recordó a su autor, Lisle, entonces un anciano, al que el nuevo gobierno encabezado por el que sería último rey de Francia,  Luis Felipe I de Francia(1773-1850), que concedió al músico una pensión para que pudiera vivir tranquilo sus últimos años . Lisle fallecía el 26 de julio de 1836 casi en el más completo anonimato en la localidad de Choisy le Roi donde sería enterrado. La Marsellesa aún tendría en su agitada existencia nuevas prohibiciones, y sería de nuevo prohibida durante la invasión de los nazis alemanes entre 1940 y 1945 para, finalmente , ser reconocido como himno oficial de Francia en la Constitución del 4 de octubre de 1958. Las cenizas de Lisle sería trasladado en 1915 al Palacio Nacional de los Inválidos como reconocimiento postumo al compositor que había creado en aquella noche mágica del 26 de abril de 1792 el himno más famoso de la historia. Y aquí termino el relato sobre la breve historia de los himnos y el más conocido de todos ellos, y  quiero cerrarlo con una versión del himno que aparece en la mítica película de 1942 "Casablanca" , donde La Marsellesa recuperaba su significado como símbolo de la libertad frente a la represión encarnada por los nazis. Creo que en esta escena magistral que aún pone los pelos de punta se resume la importancia que tienen los himnos y lo importante que es respetarlos por lo que significan para cada pueblo

LA MARSELLESA EN LA PELÍCULA CASABLANCA 1942 



El Mentidero de Mielost en Facebook :
 https://www.facebook.com/ElMentideroDeMielost
Famosos